La ventana

Luis Carlos Peris

Cómo surgió la vitola de San Valentín

HOY te quiero más que ayer pero menos que mañana o ya es primavera en el Cortinglés son dos eslóganes publicitarios de indudable ingenio, pero sólo eso. Se despierta el día siendo San Valentín, un santo prácticamente desconocido hasta que se hizo aquella película con banda sonora de Augusto Algueró, como en casi todas las de la época, y en la que Concha Velasco era una jovencísima Conchita, vivía Antonio Casal y tenía un gran papel Tony Leblanc. Aquella película en que Jorge Rigaud hacía de San Valentín y que hizo furor en la España en los coletazos de los 50. Hoy sigue teniendo vigencia lo del Día de los Enamorados, aunque la crisis le ha puesto mucho plomo en el ala a los raptos de generosidad en lo que se dio en llamar, otro eslogan, la elegancia social del regalo. Puro eslogan lo de que hoy te quiero más que ayer, como lo de ya es primavera aunque el frío te hiele los adentros.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios