desde mi córner

Luis Carlos Peris

Hay tiesos y tiesos oficiales

En una Liga plagada de arruinados, los que oficializaron su ruina llevan las de perder y sólo les cabe rezar

QUEDAR tercero es a lo máximo que puede aspirar en la Liga cualquiera que no sea el Madrid o el Barça. Se ha dado en llamar a ese numeroso grupo como la otra Liga y, no más llegar, Marcelino ha dejado su declaración de intenciones prometiendo ese anhelado tercer puesto. Es una declaración tan realista como positiva para el futuro inminente del Sevilla, pero hay que dejar constancia de que la Liga no se divide en dos. La Liga, viendo lo que se ve, se fraccionará en tres partes, por lo menos, con los dos grandes en cabeza, una serie que se podría calificar de clase media y otra que habrá de matarse por no descender.

Y en esa clase media va a estar con toda seguridad el Sevilla, por lo que la promesa de Marcelino no parece utopía alguna. Una categoría en la que acompañarán al Sevilla el Valencia, el Villarreal, más que posiblemente el Málaga junto a dos históricos con demasiado peso específico dentro y fuera de la hierba que son Athletic y Atlético. Los demás, a remar como condenados para no despeñarse a esa zona infernal y sin futuro que es la Segunda División. Como novedad, la presencia en ese grupo de pequeños burgueses del Málaga, que ha pasado de la suspensión de pagos a ofrecer un potosí por Pastore y a suscribirle una jubilación dorada a Van Nistelrooy.

Es lo que se avecina y en esa clase media va a tener presencia fuerte el Sevilla, que parece estar haciendo las cosas mucho mejor que en los dos veranos próximos pasados. Sobre todo por el fichaje del pragmático Marcelino y sólo falta saber si le será posible largar tanto lastre como tiene en el vestuario. Si logra quedarse con lo que vale de verdad podrá competir con toda garantía por esa tercera plaza que tanto ilusiona y que tan bien sabe. ¿Y el Betis? Dadas sus limitaciones para reforzarse, al Betis le quedará remar todo lo que pueda y sin parar de rezar absolutamente todo lo que sepa. Y es que en esta Liga llena de tiesos, los tiesos oficiales llevan las de perder.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios