diputación

El Consorio Provincial de Bomberos echa a andar con sólo 16 municipios

  • El número se duplicará en breve con los ayuntamientos del Aljarafe y otros limitados por planes de ajuste

  • La negociación para la cesión de efectivos y su equiparación salarial arranca ahora

Los representantes de los 16 municipios que han entrado en el Consorcio, con el presidente Rodríguez Villalobos y la diputada Trinidad Argota. Los representantes de los 16 municipios que han entrado en el Consorcio, con el presidente Rodríguez Villalobos y la diputada Trinidad Argota.

Los representantes de los 16 municipios que han entrado en el Consorcio, con el presidente Rodríguez Villalobos y la diputada Trinidad Argota. / Víctor Rodríguez

La creación del Consorcio Provincial de Prevención y Extinción de Incendios y Salvamento, que unificará a los Bomberos en la provincia, es uno de los grandes objetivos que el presidente de la Diputación, Fernando Rodríguez Villalobos, marcó para este mandato. Y ayer, tras dos años de análisis de modelos y de trabajo en los estatutos, arrancó formalmente con la constitución de la junta general y el consejo rector. Se han integrado, de momento, la Diputación (con el 50% de las participaciones) y 16 ayuntamientos, con gobiernos de distinto signo (PSOE, IU y PP). La participación de los de más de 20.000 habitantes es el 4,16% y la de los de menos, del 2,5%. Son Aguadulce, Carmona, Cazalla de la Sierra, Constantina, Écija, Fuentes de Andalucía, Herrera, Mairena del Alcor, Morón de la Frontera, Las Navas de la Concepción, Los Palacios, El Pedroso, La Puebla de los Infantes, El Real de la Jara, La Rinconada y El Ronquillo.

Son pocos, teniendo en cuenta que hasta 65 manifestaron voluntad de entrar. Pero a algunos se lo impiden planes de ajuste y para los 31 de la Mancomunidad de Fomento y Desarrollo del Aljarafe el proceso requiere de otros pasos previos. El número podría duplicarse en los próximos dos meses. De momento, en la junta rectora, estarán los alcaldes de Morón, Écija y Cazalla (PSOE), el de Carmona (PP) y el de Los Palacios (IU). Villalobos ha cedido las competencias que le corresponden como presidente del ente a la diputada de Cohesión Territorial, Trinidad Argota, que ostenta la vicepresidencia.

En el consejo rector, pilotado por la diputada Trinidad Argota, están el PSOE, el PP e IU

Argota ha sido la persona que, junto al director del área, José Luis Girón, ha pilotado el despegue del que es uno de los cambios estructurales más importantes que se impulsan desde la Diputación en décadas para un servicio público, ya que afectará a todos los ayuntamientos (incluso a los no se integren, que tendrán que firmar nuevos convenios o empezar a pagar por algunos servicios), a casi 300 trabajadores y decenas de infraestructuras en el territorio. Era, además, una reclamación de los profesionales, ya que la coordinación de parques de distintos ayuntamientos con convenios y directrices diferentes es difícil. También lo pedían los alcaldes, en tanto que los Bomberos son junto a la Policía Local uno de los aspectos de más difícil gestión.

Pese al paso "histórico" que se da con la constitución del consorcio, Villalobos y Argota recordaron ayer que lo más difícil está por hacer y es importante "remar en la misma dirección". "Queda un trabajo político y profesional arduo y complicado por hacer", subrayó Argota. En tanto que se avanza en ello, el sistema de Bomberos seguirá funcionando como hasta ahora, sin cambios y según el plan director aprobado hace poco.

Aún no hay plazos para que el ente asuma la gestión de los parques y el personal disponibles

Ahora, hay que dotar al consorcio de una mínima estructura: un gerente y personal administrativo, con las respectivas convocatorias públicas. Su sede estará en el antiguo parque central de Bomberos de la Diputación, en la carretera de Utrera. También hay que negociar con cada ayuntamiento, en comisiones bilaterales, las condiciones del traspaso de sus parques y materiales, así como de los funcionarios de Bomberos.

En este proceso sí que entrarán ya los sindicatos y representantes de los trabajadores, destacó Argota. Entre otras cosas, se debe determinar cómo se producirá la equiparación salarial, aplicando el principio de mismo trabajo, mismo sueldo. En la actualidad hay diferencias salariales de hasta el 25% entre los Bomberos de ayuntamientos y los de la Diputación. La vicepresidenta subrayó que la "funcionarización" -que el sistema dependa menos de los voluntarios, que ahora son más del 30%-, es un reto, "sin obviar la participación de los que quieren ser voluntarios y formarse y hacer prácticas para optar a plazas de policía local o bombero", añadió. Con todos estos flecos por tejer, Argota señaló que es imposible apuntar plazos, ni marcar fechas para que este Consorcio de Prevención y Extinción de Incendios y Salvamento de Bomberos asuma, a todos sus efectos, la gestión del servicio en la provincia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios