Dimite otra concejal de Mairena por supuestas "injerencias" en su labor

  • Pilar Guerra Merchán se convierte en el tercer miembro que abandona el equipo de gobierno encabezado por Antonio Conde

Comentarios 1

La concejal de Participación Ciudadana y Cooperación al Desarrollo de Mairena del Aljarafe (Sevilla), Pilar Guerra Merchán, número cuatro en la lista municipal del PSOE, ha presentado su dimisión como delegada del gobierno local encabezado por Antonio Conde (PSOE) por supuestas "injerencias" en su labor. 

Según aseguraron a Europa Press fuentes cercanas al PSOE de Mairena, Guerra se habría visto "obligada" a renunciar "por las injerencias que ha sufrido en su delegación, las dificultades que se le han venido poniendo en el desempeño de su cargo y por no gozar, a pesar de sus esfuerzos reiterados, de la confianza del alcalde". 

En este sentido, las mismas fuentes pusieron como ejemplo que "no se contó con ella para la designación del personal adscrito a su delegación", lo cual fue realizado "de forma unilateral por el alcalde". 

Del mismo modo, señalaron que "no le ha sido posible conseguir el respaldo suficiente para llevar a cabo la aprobación definitiva del Reglamento Orgánico de Participación Ciudadana, incluso cuando éste había sido consensuado y aprobado en el Salón de Plenos del Ayuntamiento por el tejido social de la ciudad". 

Además, agregaron que tras un año "aún no había recibido la transferencia de las partidas ni la información requerida para la ejecución de proyectos de urgencia y extrema necesidad en materia de Cooperación". 

Esta renuncia, que ya avanzó ABC en su edición de hoy, se suma a las bajas del gobierno municipal de José Luis Prieto Jiménez --número tres de la lista y secretario de Organización de la Agrupación local-- y Ángel Fernández de Ossó -número nueve de la lista-. 

Ante tal situación, para las fuentes socialistas consultadas por Europa Press "está claro que las declaraciones que en su día hizo Conde de buscar sinergias en su grupo tras la ya famosa crisis de la Ordenanzas Fiscales ha quedado en agua de borrajas, puesto que, desde aquel compromiso hecho sólo a la galería, su proceder ha seguido siendo el de sólo contar con tres miembros de su equipo de gobierno, aquellos actuales gobernantes que en su día apostaron por él para ocupar el actual cargo de alcalde". 

Por tanto, acusaron al primer edil mairenero de "poner en peligro la gobernabilidad del municipio" como consecuencia de su "repetida irresponsabilidad política, que pone de manifiesto su total falta de liderazgo para gobernar el Ayuntamiento de una ciudad de cerca de 50.000 habitantes".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios