Tribunales

La Fiscalía apoya que la niña saharaui se quede con su familia de acogida

  • El juez recibe la petición del ministerio fiscal para que la menor permanezca en Villaverde del Río mientras los psicólogos del juzgado examinan su situación.

Comentarios 3

La Fiscalía de Sevilla ha pedido que una niña saharaui de 7 años se quede con sus padres de acogida españoles, en lugar de ser entregada a su madre, mientras el Equipo Psico-Social del juzgado evalúa su situación y la mejor forma de que se produzca el regreso con su familia biológica.

En la vista celebrada hoy viernes en el juzgado de Lora del Río, la Fiscalía ha apoyado la petición de los padres de acogida y ha solicitado al juez que la menor se quede temporalmente con ellos, con los que vive desde febrero de 2006, tras ser operada en Sevilla de una cardiopatía.

Por su parte, el abogado de la madre saharaui ha pedido que la menor regrese de inmediato con ella, han explicado a Efe fuentes del caso.

La posición de la Fiscalía, sobre la que el juez decidirá en unos días, incluye la permanencia de la niña con el matrimonio español, residente en Villaverde del Río, a la espera de que los psicólogos del juzgado evalúen su situación y la mejor fórmula para su regreso con la familia biológica.

El matrimonio sevillano pidió el pasado 31 de octubre de 2007 que se prorrogue la situación de acogimiento hasta que termine su tratamiento médico, por motivos de integración y para que pueda concluir en España el actual curso escolar.

La madre biológica, mientras tanto, ha presentado una denuncia penal contra el matrimonio de acogida, al que acusa de un presunto delito de sustracción de menores.

La niña, nacida en un campo de refugiados de Argelia, fue operada de una cardiopatía en Sevilla en marzo de 2003, luego regresó un tiempo al campamento y desde junio de 2005, con motivo de una revisión médica, reside en España, primero en compañía de su madre y desde febrero de 2006 con el matrimonio que la acoge en la actualidad.

La madre biológica, G.M.B., que se trasladó a Menorca a trabajar en la hostelería, sostiene que accedió al acogimiento para evitarle problemas burocráticos a su hija.

Afirma en su denuncia que cuando en 2007 intentó recuperar a la menor el matrimonio sevillano se negó a ello, aunque los afectados defienden que sólo buscan lo mejor para la niña y por eso quieren que sea el juez el que decida sobre la situación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios