La Policía se incauta de 2.788 plantas de marihuana en seis fincas de la provincia

  • La investigación se ha saldado con siete detenidos en Utrera, Dos Hermanas y Sevilla capital.

La Policía Nacional se ha incautado de un total de 2.788 plantas de marihuana, así como materiales relacionados con su cultivo, y ha detenido a siete individuos por un presunto delito de tráfico de drogas tras hallar seis plantaciones de marihuana en varias fincas y domicilios en las localidades de Utrera, Dos Hermanas y Sevilla. 

En un comunicado, la Policía ha explicado que la investigación se inició en febrero cuando los agentes, en una primera fase de la operación, se incautaron de un total de 438 plantas de marihuana en una finca de La Rinconada, que culminó con la detención de tres personas. A raíz de esta primera aprehensión, la investigación condujo a los agentes hasta un local comercial en Montequinto (Dos Hermanas) dedicado a la venta de semillas y otros productos para el cultivo interior de marihuana. Allí pudieron comprobar que se estaban practicando actividades ilícitas, por lo que los agentes intensificaron el control sobre dicho negocio y detectaron cómo diversos traficantes locales se surtían de todo tipo de material para establecer sus propias plantaciones en diversos puntos de la provincia de Sevilla, contando con las instrucciones del dueño del local comercial. De esta forma, se inició una investigación centrada en localizar las posibles plantaciones, así como en detener a los autores, donde tras varios meses de investigación, las pesquisas policiales permitieron determinar la existencia y ubicación de seis plantaciones ilegales de marihuana en la provincia, por lo que solicitaron mandamientos de entradas y registros a la autoridad judicial competente. 

Una vez obtenidos los mandamientos, el día 8 de junio los policías detuvieron a los siete presuntos responsables y registraron las plantaciones, donde hallaron 2.788 plantas en distintos estados de germinación, varios secaderos de marihuana y botes con cogollos listos para vender, más de dos mil euros de dinero en efectivo y abundante material para el cultivo como ventiladores, lámparas caloríficas, garrafas con productos de crecimiento, filtros de aire, humidificadores, portalámparas. 

Además, en uno de los registros practicados en Sevilla, los agentes encontraron un revólver del calibre 357 cargado y listo para disparar y también un chaleco antibalas, que utilizaban los ahora detenidos para custodiar la droga ante el temor de los robos que se producen entre los grupos de traficantes de este tipo de sustancias estupefacientes. 

La investigación, que se da por finalizada, ha sido llevada a cabo por el Grupo I de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado de la Jefatura Superior de Sevilla. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios