Un juez ratifica una multa a Cobre Las Cruces por infracciones urbanísticas

  • La empresa minera pagará 195.000 euros y tres directivos irán a juicio en 2017 por la contaminación del acuífero Niebla-Posadas.

Comentarios 1

El juzgado de lo Contencioso-administrativo número 14 de Sevilla ha dictado una sentencia que confirma una multa de 194.996,97 euros a Cobre Las Cruces por 19 infracciones urbanísticas, según informó ayer la asociación Ecologistas en Acción, que anunció también que la Audiencia de Sevilla ha fijado para septiembre de 2017 el juicio contra tres altos directivos de la empresa minera por la contaminación con arsénico del acuífero Niebla-Posadas.

El representante de Minas en Andalucía de la asociación ecologista, Antonio Ramos, explicó a los periodistas que la sentencia del juzgado de lo Contencioso-administrativo confirma casi en su totalidad el decreto de la Alcaldía del Ayuntamiento de Gerena de mayo de 2013 por el que se impuso multas por importe de 206.996,97 euros por 23 infracciones urbanísticas, por edificaciones ilegales en las instalaciones del complejo minero hidrometalúrgico de Las Cruces.

El juez anula la infracción en lo que se refiere a cuatro de las 19 sanciones impuestas por 3.000 euros cada una, al considerar que las mismas han prescrito, y reduce la cuantía de la sanción a 194.996,97 euros.

De otro lado, los ecologistas han anunciado que la Sección Tercera de la Audiencia de Sevilla ha fijado para el 18 de septiembre de 2017 el juicio contra los directivos de Las Cruces Francois Fleury, anterior consejero delegado; William Thomas, el ex director de mina; y la directora de Medio Ambiente Paz Cosmen por un delito continuado de daños y otro contra el Medio Ambiente, en relación con la contaminación del acuífero Niebla Posadas. El portavoz de Ecologistas, Antonio Ramos, lamentó que el juicio vaya a celebrarse "nueve años después" de que la asociación presentara la denuncia por estos hechos. "En este tiempo puede darse la paradoja de que la mina se cierre", precisó Ramos, que criticó la "falta de medios de la Justicia".

La Fiscalía de Medio Ambiente de Sevilla, en su escrito de conclusiones provisionales, recuerda que Cobre Las Cruces recibió en el año 2003 autorización de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) para sus operaciones de drenaje e inyección de aguas en sus instalaciones mineras situadas entre las localidades sevillanas de Gerena, Guillena y Salteras. La empresa incurrió en un "número importante de incumplimientos", según la Fiscalía, y en julio del 2006 inició la extracción de aguas y su inyección en el acuífero "sin haberse aprobado el acta de reconocimiento de las obras".

Entre otros riesgos, la CHG detectó concentraciones de arsénico superiores a las permitidas, pese a ser una sustancia declarada peligrosa en el decreto correspondiente, con el peligro de que pudiera contaminar el acuífero Niebla-Posadas, del que se abastece el consumo humano en diversas poblaciones de la provincia de Sevilla.

El fiscal les imputa un delito contra el medio ambiente, con una petición de cuatro años de cárcel, y otro delito de daños, con una condena aparejada de un año y medio. Reclama además una responsabilidad civil solidaria de 322.381,6 euros y cifra en 285.069,42 euros el coste de restauración ambiental.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios