Un tornado provoca la caída del tendido eléctrico en la A-364 entre Écija y Marchena

  • El temporal arranca de cuajo medio millar de olivos entre ambas localidades y el alcalde de Écija reconoce que el caudal del Genil se encuentra "alto".

Comentarios 2

Un pequeño tornado producido en el kilómetro 5 de la carretera A-364, que une las localidades sevillanas de Écija y Marchena, ha provocado la caída del tendido eléctrico en la calzada. Ésta es la incidencia más destacable de las más de 30 registradas por causa de las lluvias en la provincia desde la madrugada.

Fuentes del servicio de emergencias 112 precisaron a Europa Press que, no obstante, el tendido pudo ser retirado con normalidad, por lo que la circulación no se ha visto afectada, siendo así que únicamente se han registrado problemas, con el corte de un carril por acumulación de barro, en la A-8080, a la altura de Guillena.

Mientras, en otras carreteras, pese a la acumulación de barro, la actuación se ha limitado a aconsejar circular con precaución, como en la A-8128 de Utrera y la A-8127 de Montellano. También ha habido conflicto a la entrada de Puerto Serrano y balsas de agua en la A-380, en Marchena, y la SE-4108, de Arahal a Carmona.

Las fuertes rachas de viento de más de 80 kilómetros por hora que afectan a buena parte de las provincias occidentales andaluzas han arrancado de cuajo medio millar de olivos entre las localidades sevillanas de Marchena y Écija y ha causado graves destrozos en una gasolinera de esta ciudad. Además, el viento provocó el vuelco de una furgoneta que transportaba 1.000 kilogramos de ajos, un accidente que se ha saldado sin daños personales.

El alcalde de Écija, Juan Wic, ha apuntado que el caudal del río Genil a su paso por la localidad se encuentra "alto", aunque, si paran las lluvias, no hay riesgo de desbordamiento.

En la capital se han recibido avisos de haberse inundado la avenida de Miraflores, en su esquina con la calle Almadén de la Plata, y de anegaciones de un garaje en la Alameda, en la calle Lumbreras, así como una balsa de agua en la rotonda de San Lázaro e inundaciones en José Laguillo.

En la provincia, ha llovido con intensidad, sobre todo, en Morón de la Frontera, Montellano, Écija y Arahal; este último municipio ha resultado especialmente afectado, ya que se han registrado inundaciones en naves industriales, comercios, viviendas y las carreteras de acceso a la localidad.

Por otro lado, un operativo especial se activó en torno a las 4.00 horas ante el temor de desbordamiento del río Guadaíra, aunque la situación se ha estabilizado. Una situación similar ocurrió en Écija, donde en torno a las 6.30 horas se temió que el Arroyo Blanco se desbordase.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios