betis | barcelona

Valverde no quiere un mal trago

  • "Una de las claves será salvar la presión del Betis", dice

  • Su balance es positivo frente a los verdiblancos

Ernesto Valverde, ayer en la rueda de prensa previa al encuentro frente al Betis. Ernesto Valverde, ayer en la rueda de prensa previa al encuentro frente al Betis.

Ernesto Valverde, ayer en la rueda de prensa previa al encuentro frente al Betis. / quique garcía / efe

El entrenador del Barcelona, Ernesto Valverde, no se fía del Betis, y así lo dejó claro ayer en la rueda de prensa previa al encuentro de esta noche en el Benito Villamarín. "El Betis es un equipo valiente que plantea siempre el partido en tu campo, que quiere dominarte, que quiere siempre el balón y disputarte la posesión. Desde luego, una de las claves será salvar la presión que hacen. Creo que va a ser un partido difícil, interesante y con un buen ambiente", dijo el técnico del cuadro azulgrana, que se medirá al cuadro verdiblanco por decimoséptima vez en su carrera como entrenador.

Los números de Valverde ante el Betis, en Primera, son positivos, con un balance de siete victorias, seis empates y tres derrotas a lo largo de su trayectoria, en la Liga, en las filas del Athletic Club, Espanyol, Valencia y ahora en el Barcelona. Sin embargo, el preparador del cuadro barcelonista es cauto y espera que su equipo siga con la racha positiva de la primera vuelta en el primer choque del segundo tramo del campeonato: "Para nosotros, el partido de mañana es importante para empezar esta segunda vuelta con buenas sensaciones".

Valverde insistió en que, tanto a él como a sus jugadores, les gustaría ganarlo todo, "pero la prioridad es la Liga, que es el campeonato que te dice como estás durante todo el año". El Barcelona es líder invicto y, con un partido menos, le saca 8 puntos de ventaja al segundo clasificado, el Atlético de Madrid, y 19 al eterno rival, el Real Madrid, que también jugará hoy su duelo de la Liga. Aun así, el entrenador extremeño aseguró que no da la Liga, ni mucho menos, por ganada y que, de haber euforia, ésta debe estar en el entorno azulgrana y no dentro del club: "Yo no estoy eufórico y no noto euforia en el vestuario tampoco. Todavía no hemos ganado la Liga ni mucho menos, aún nos queda mucho por sufrir, muchos partidos por delante. No sirve de nada hacer cuentas porque aquí lo que necesitas es ganar el partido siguiente". Para intentar ganar a los verdiblancos, Valverde no podrá contar con los lesionados Coutinho, Dembele, Paco Alcácer, Iniesta ni Mascherano. Tampoco estará Rafinha, que ayer por la tarde no se entrenó con el grupo. "Tiene permiso del club para solucionar su cuestión contractual", desveló el técnico del conjunto azulgrana, confirmando así que el jugador está muy cerca de cerrar su traspaso al Inter.

Otro futbolista que no estará esta noche en Heliópolis es el central Yerry Mina, pese a que ya ha recibido el pase internacional y podría debutar con el Barça. Sin embargo, Valverde manifestó que no se la va a jugar con el joven central sudamericano a las primeras de cambio: "Yerry Mina es un jugador que viene de otro fútbol y se debe amoldar a éste. No hay posibilidad de hacer pruebas ni pretemporada y estamos en competición y jugándonos ya muchas cosas. Pero entrena bien, estamos contentos con él".

Así encara Valverde el compromiso ante el Betis, donde confía en no pasar el primer mal trago de la temporada, en la Liga, perdiendo la actual imbatibilidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios