Disminuyen las tasas globales de mortalidad por paludismo

  • La OMS considera que los logros alcanzados son frágiles y hay que protegerlos

Las tasas de mortalidad por paludismo han descendido más del 25% en el mundo entero desde 2000, y un 33% en la Región de África de la OMS, según el Informe mundial sobre el paludismo 2011, dado a conocer la semana pasada por la Organización Mundial de la Salud. Este avance es el resultado de una significativa expansión durante el pasado decenio de las medidas de prevención y control del paludismo, entre las que cabe destacar el uso generalizado de mosquiteros, los mejores diagnósticos y una mayor disponibilidad de medicamentos eficaces para tratar la enfermedad. Sin embargo, la OMS advierte de que un proyectado recorte de la financiación amenaza los frágiles logros, y señala que es necesario afrontar con urgencia el doble desafío que supone la aparición de farmacorresistencia y resistencia a los insecticidas.

Durante el decenio pasado, las tasas de incidencia y mortalidad del paludismo disminuyeron en todas las regiones del mundo, según el Informe mundial sobre el paludismo 2011. Se estima que en 2010 hubo 216 millones de casos de paludismo en 106 países y territorios endémicos de todo el mundo. Según las estimaciones, el 81% de estos casos y el 91% de las defunciones ocurrieron en la Región de África de la OMS.

A nivel mundial, el 86% de las víctimas fueron niños menores de cinco años. El número de muertes por paludismo en 2010 se ha estimado en 655 000, es decir, 36.000 menos que el año anterior.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios