Más claves para entender factores ligados al envejecimiento

  • El gen estudiado, TRF1, podría estar relacionado también con el riesgo de cáncer

Un grupo de investigadores españoles ha descubierto que el déficit de un gen llamado TRF1 es la causa del envejecimiento prematuro y del aumento del riesgo de cáncer en mamíferos.

La función del TRF1 hasta ahora no estaba bien definida, por lo que este hallazgo de los científicos del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO) supone "un paso más" para comprender el funcionamiento del cáncer y envejecimiento en humanos. Para llegar a estas conclusiones, el equipo de investigadores, liderados por María Blasco, suprimió este gen en ratones, lo que provocó la pérdida inmediata de la función protectora de los telómeros (la parte final de los cromosomas, que están constituidos por DNA).

Esta pérdida de la función de los telómeros terminó en una acumulación masiva y persistente de daño en el DNA. El CNIO ha recordado en una nota que cuanto más largos son los telómeros, más veces puede multiplicarse una célula (incluidas las células madre que regeneran los tejidos) y vive más tiempo.

El grupo de María Blasco fue quien demostró, en investigaciones anteriores, que los telómeros más largos eran capaces de producir extensiones de la vida de los ratones de más del 40%. Este estudio se publica en la revista Genes & Development.Según esta investigadora, lo descubierto es "esencial" para la seguridad del uso de las células pluripotentes y cualquier terapia celular.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios