Los oficios de la Semana Santa

Del cartón a la rejilla

  • La Antigua Casa Rodríguez lleva más de 200 años haciendo capirotes en pleno corazón del centro de Sevilla.

Si un negocio lleva 200 años haciendo algo es porque lo tiene que hacer bien. Es el caso de la Antigua Casa Rodríguez, encargada de realizar los capirotes de varias generaciones de nazarenos de la Semana Santa de Sevilla y de otros lugares remotos.

El negocio se fundó en 1816 dedicado a las pelucas de las imágenes y a hacer capirotes. El abanico se ha ampliado y han evolucionado con los tiempos. Ahora también realizan túnicas, recuerdos de las hermandades y venden todo lo necesario para el costalero, pero la evolución más evidente se encuentra en los capirotes, con el revolucionario modelo de rejilla.

María lleva toda una vida detrás del mostrador de la tienda situada en la calle Alcaicería. Allí mide la cabeza a todo el que busca un capirote. Estos días últimos de Cuaresma son un no parar de gente agolpada en la calle y de coger el metro para medir el perímetro de cientos y cientos de persona

La Semana Santa parece muchas veces no ir a la par en evolución con los tiempos que corren. En esta ocasión, la Antigua Casa Rodríguez ha sabido adelantarse a los tiempos y patentar el capirote de rejilla, que a día de hoy, se vende más que el de cartón de toda la vida.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios