Clásico

Una costumbre muy sevillana en días cuaresmales es incorporar detalles cofradieros en los escaparates. Destacamos un clásico como es el de la confitería La Campana que entre torrijas y pestiños nos deleita con filas de pequeños nazarenos que parecen dispuestos a entrar en la carrera oficial.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios