El Resucitado cierra la Semana Santa más castigada por la lluvia

  • El tiempo da una tregua y permite a los hermanos de la Resurrección realizar su estación de penitencia en una jornada soleada.

Comentarios 7

La Hermandad de la Resurrección ha puesto el broche final a una Semana Santa que ha estado marcada por las fuertes lluvias y que ha impedido salir en procesión a 33 de las 61 cofradías que protagonizan esta semana en la capital hispalense. En este caso, el tiempo ha dado una tregua y ha permitido a los hermanos de esta cofradía realizar su estación de penitencia en un jornada donde el sol ha sido el protagonista.

Multitud de personas se han echado a la calle para ver a una de las pocas hermandades que ha podido procesionar durante esta Semana Santa, que ha tenido que esperar al último día para poder lucirse en todo su esplendor. Éste es el caso de un sevillano cofrade, Antonio, que ha acudido con sus hijos a ver este Jesucristo resucitado y ha agradecido la "suerte" que han tenido los hispalenses, aunque sólo haya sido "un poco y al final", de poder ver alguna cofradía en procesión después de varias jornadas de lluvia.

"La verdad es que la Semana Santa ha sido horrorosa y más de la mitad de las cofradías no han salido este año, pero, al final, el Domingo de Resurrección sale el sol y aquí está la gente, ávida de ver Semana Santa. No nos cansamos nunca", ha asegurado.

Muchos han sido los que han agradecido "a Dios" esta tregua, que "ya era hora" de que llegara. Es el caso de Pedro, que ha contado lo mal que lo ha pasado estos días. "He pasado una semana de pena muy grande porque me gusta mucho", ha aseverado y ha añadido que es hermano de las cofradías de San Roque, Los Gitanos y Los Negritos, de las cuales solo una de ellas pudo hacer estación de penitencia.

"El Domingo de Ramos fue el que se salvó -junto con el Miércoles Santo- y por lo menos hemos disfrutado de algunas y de la de hoy, de la que tengo un recuerdo muy grande", ha manifestado.

Otros, más "disgustados" como Antonio "por todo un año de trabajo", han indicado que la semana ha sido así porque "Dios lo habrá querido y si lo ha hecho por algo será". "El que está arriba es el que manda y creo que habrá sido lo mejor, si Él lo ha hecho así es porque posiblemente es lo que quería este año", ha confiado, al tiempo que ha comentado que "hoy es un día para disfrutar todo lo que se pueda".

En esta línea, otro sevillano cofrade, Marcos, ha lamentado la semana de lluvia que ha acabado con las procesiones, por lo que ha dicho que "hoy hay que aprovechar porque hasta el año que viene no hay más".

Puntual como siempre, a las cuatro y media de la madrugada, la Sagrada Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo y la Virgen de la Aurora iniciaban su camino por las calles de la ciudad hasta las dos y media de la tarde aproximadamente que ha llegado a su templo, entre el gentío cofrade. "Hoy tenía que ser Domingo de Ramos", ha deseado Marcos para poder tener "toda esta semana de sol" porque, como ha afirmado, la siguiente, "la de feria ha dado agua también, así que la cosa está complicada".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios