El Señor ante Anás 'regresa' al taller de Castillo

  • El titular de la Bofetá fue repuesto al culto tras ser restaurado por Carmen Bahima.

Con una túnica blanca lisa y con unas potencias de función. Nuestro Padre Jesús ante Anás, titular de la Hermandad del Bofetá, fue repuesto al culto en la tarde de este jueves después del proceso de restauración al que ha sido sometido durante los últimos meses por parte de Carmen Bahima Díaz. La imagen fue presentada en el altar mayor de la parroquia de San Lorenzo y en una estampa muy similar, en exorno y aspecto, a la tomada en el año 1923 en el taller de Castillo Lastrucci cuando fue entregada a la joven corporación, por aquel entonces radicada todavía en San Román. El párroco de San Lorenzo, Francisco de los Reyes Rodríguez López, ofició una misa de acción de gracias en el altar mayor presidida por el Señor.

El Señor luce sin toda esa suciedad que había acumulado desde la última intervención, realizada en el año 1991 y que había oscurecido el rostro de manera muy importante. La restauración ha sido integral y ha abarcado desde la madera hasta la policromía, como informó la hermandad en una nota: "En primer lugar, se fijaron los estratos polícromos con peligro de desprendimiento. Seguidamente, se procedió a la limpieza de la policromía, que se encontraba muy oscurecida, y al levantamiento de las capas de repintes que cubrían zonas de ensambles de distintas piezas. Para ello se realizó un test de solubilidad determinando así la mezcla de disolventes más adecuada para la remoción de los depósitos de suciedad y repintes".

En cuanto a la parte estructural, se han resanado numerosos ensambles y se ha solucionado el problema de sujección con la peana, sustituyéndose por una nueva realizada en madera de cedro. También se han actualizado las articulaciones, manteniendo el sistema de galleta, pero cambiando la madera por piezas de aluminio y acero inoxidable mucho más versátiles y eficaces. La última fase consistió en "la reposición de las capas de preparación perdidas y en la reintegración cromática de las mismas con técnicas reversibles. Por último se aplicó una capa de protección final".

Una de las sorpresas que ha deparado la restauración es que, cuando se retiró la peana, se pudo comprobar que el talón izquierdo estaba tallado y policromado, algo que no se apreciaba puesto que había sido fijado completamente a la peana mediante una pasta. Ahora, la imagen ha recuperado su posición original con el pie izquierdo levemente levantado unos centímetros por la zona del talón mientras que el derecho avanza simulando movimiento.

Desde hoy y hasta el domingo, la imagen estará expuesta en besamanos, tal y como marcan las reglas. El horario es: viernes y sábado, de 09:00 a 13:30 y de 18:30 a 21:00; y el domingo de 09:30 a 14:00. El sábado, a las 12:15, la Oliva de Salteras ofrecerá un concierto de marchas en la Plaza de San Lorenzo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios