Artillería será almacén de Bomberos sin que se haya fijado un uso definitivo

  • El edificio declarado monumento servirá para albergar material y vehículos durante la reforma del parque central · El Consistorio asegura que el proyecto de convertirlo en centro cultural sigue adelante.

Comentarios 2

La Fábrica Real de Artillería servirá de almacén de Bomberos. Éste es el uso temporal que la junta de gobierno del Ayuntamiento hispalense ha aprobado darle a un edificio declarado Bien de Interés Cultural en la categoría de monumento mientras se acometen las obras de reforma del parque central de Bomberos de San Bernardo, a escasos metros de la citada fábrica. La corporación local justifica dicha cesión en la intención de mantener esta infraestructura "viva" y garantiza que el uso que le den los bomberos no interfiere con el proyecto que Zoido prometió durante la campaña de las elecciones municipales para hacer de Artillería un centro cultural y de ocio, del cual no existe presupuesto ni fecha.

Mantener abierto un referente de la arquitectura industrial sevillana con cualquier uso. Así podría definirse la razón que ha llevado al Consistorio sevillano a aceptar la petición de la Delegación de Movilidad y Seguridad para que la Fábrica de Artillería se convierta en las próximas semanas en almacén provisional de Bomberos. La remodelación de la que será objeto el parque central de la calle Demetrio de los Ríos a principios de año -con un presupuesto de 943.000 euros- ha obligado a buscar un lugar donde guardar el material y los vehículos usados para los distintos servicios que presta el cuerpo, entre los que se encuentran los de Protección Civil. Francisco Pérez, portavoz del gobierno local, se apresuró a puntualizar que la antigua fábrica sólo servirá de almacén, ya que el retén de emergencias permanecerá en el parque central, donde se compaginarán estas funciones con las reformas.

El uso como almacén es el que a priori ha solicitado Movilidad y Seguridad, aunque el propio Pérez dejó entrever ayer que tras la concesión se "podría utilizar para más funciones". En principio, el cuerpo de Bomberos sólo usaría el patio y no está previsto que se coloque ninguna oficina u otro tipo de instalación prefabricada en su interior. El portavoz del gobierno recalcó en reiteradas ocasiones que se trata de un uso "temporal" , por lo que no se vería afectado el proyecto previsto en el programa electoral del PP, por el que Artillería se convertiría "en centro neurálgico del barrio de San Bernardo y en referente de la ciudad, con la inclusión de espacios culturales y de ocio". Respecto a este objetivo, Pérez afirmó que aún no ha sido abordado y que lo importante es "mantener vivo el edificio con usos temporales o definitivos". En este sentido, hay que tener en cuenta que la cesión definitiva de la fábrica conlleva una restauración integral cuya inversión no sería inferior a los 70 millones de euros.

El destino de este edificio emblemático había quedado en el aire desde el 13 de junio del año pasado, cuando el Ejército abandonó unas instalaciones de más de 20.000 metros cuadrados. Previamente el Ayuntamiento (gobernado entonces por PSOE e IU) había manifestado su intención como propietario del inmueble de que hasta allí se trasladaran las oficinas del Instituto de la Cultura y Artes de Sevilla (ICAS), actualmente en la calle El Silencio. Dicha mudanza ya contaba con fecha, el mes de septiembre de 2010, algo que finalmente no se produjo. Previamente también otras administraciones -el Gobierno y la Junta- habían previsto crear en la fábrica de San Bernardo un gran archivo histórico.

A estas previsiones de uso se unieron otras peticiones, como la de la Escuela de Arquitectura para albergar la Escuela Superior y la de aparejadores; la de la Audiencia Provincial para ser sede judicial o la de varias asociaciones para convertirla en Círculo de Bellas Artes. Lo cierto es que despúes de estas solicitudes, y tras un año y medio vacío, el único uso que se le dará por ahora será el de almacén.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios