El Ayuntamiento limpia la zona inundada del Vacie e instala un sumidero

  • Los chabolistas han tenido que trabajar estos días para hacer frente a la anegación de unas 30 infraviviendas

Los servicios generales del Ayuntamiento de Sevilla, en acción coordinada con efectivos de las empresas municipales de agua (Emasesa) y limpieza (Lipasam), han procedido a limpiar la zona del asentamiento chabolista del Vacie inundada a raíz de las pasadas lluvias, además de su área limítrofe; asimismo, se ha achicado todo el agua acumulada y se ha instalado un sumidero o imbornal para mantener el lugar seco.

Así lo indicó a Europa Press un portavoz de Emasesa, en referencia a una actuación con la que se pretende dar respuesta a la situación vivida por los chabolistas, que han tenido que trabajar estos días para hacer frente a la anegación de unas 30 infraviviendas y a la existencia de una balsa de agua en esta zona, anexa a la fachada del cementerio de San Fernando, con 150 metros de largo y 25 centímetros de profundidad.

Bajo el impulso directo del alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín (PSOE), y con la coordinación de la delegada municipal de Bienestar Social, Ana Gómez, los operarios han procedido, una vez tomadas las precauciones necesarias de limpieza de imbornales, pozos y tuberías de los alrededores del Vacie, a instalar el imbornal.

A través de una canalización de 20 metros conectada a un pozo de la red de alcantarillado ya existente, la nueva infraestructura permitirá que el lugar donde se ha acumulado el agua de lluvia se mantenga seco y no se llene nuevamente de agua de lluvia. De hecho, la estructura sólo serviría, en principio, para esta eventualidad, así como para mantener en buenas condiciones higiénicas la zona saneada, que para ello deberá estar limpia y no servir para acumulación de basura.

Emasesa defendió haber intervenido desde el primer momento en los tres imbornales situados en la salida hacia la carretera de Carmona, y que evacuaron sin mayores problemas el agua. Asimismo, en la zona donde la empresa tiene instalado el 'bastón' no se produjeron anegaciones fuera de lo común.

Según las explicaciones de la empresa, el constante amontonamiento de residuos y basura en la zona de la balsa, no obstante, hizo que el agua se acumulara. Ello, unido a la falta de estructuras para desaguar en ese lugar concreto --lo que ha quedado arreglado con la actuación de hoy--, implica el encharcamiento masivo, que sólo puede evacuarse por causas naturales, como la filtración. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios