El bar Capote ve desestimadas sus alegaciones por silencio administrativo

Después de que el 26 de noviembre de 2015 quedase extinta la concesión administrativa correspondiente a la conocida terraza bar Capote, enclavada junto al puente de Triana, a orillas del Guadalquivir, los responsables de este negocio manifestaron ayer que sus alegaciones contra la extinción de dicha concesión se entienden ya "desestimadas por silencio administrativo", según dijo a Europa Press Jesús Coca, abogado de dicho negocio.

El acuerdo adoptado por el Consejo de Gobierno de la Gerencia de Urbanismo declaraba "extinguida con efectos a partir del 26 de noviembre de 2015 la concesión administrativa cuyo objeto es la explotación como cafetería o bar sin música del quiosco sito en la zona de Triana-Chapina, junto a las Naves del Barranco, así como su terraza de veladores".

Según el concejal de Hábitat Urbano, Antonio Muñoz, se decidió no renovar esta concesión administrativa tras su expiración porque la sociedad concesionaria adeudaba unos "80.000 euros" al Ayuntamiento, fruto del impago de una anualidad del canon recogido en la concesión administrativa en cuestión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios