Condenado a 12 años por abordar y violar a una niña a la salida del colegio

  • La sentencia le impone el pago de una indemnización de 15.000 euros a la niña, en tratamiento psicológico.

La Audiencia de Sevilla ha condenado a 12 años de cárcel a un hombre que abordó a una niña de 12 años a la salida del colegio, la arrinconó entre unos contenedores y la agredió sexualmente, además de masturbarse en su presencia.

La sentencia de la Sección Séptima, a la que ha tenido acceso Efe, explica que el acusado D.F.S., de 31 años, abordó con su vehículo a la niña a las 15.10 horas del 9 de enero de 2007 cuando regresaba del colegio a su casa en la barriada de Sevilla Este.

Tras conseguir encajonarla entre un muro y unos cubos de basura, la agarró fuertemente por el brazo y le introdujo un dedo en la vagina, tras lo cual se masturbó.

Luego exigió a la menor que le diese un beso y, al negarse, la forzó de nuevo hasta conseguirlo y le advirtió que, como dijera algo, la iba a matar.

Aunque el procesado negó en todo momento haber cometido la violación, la sentencia se basa en las "declaraciones monocordes" de la niña desde el primer momento sobre la forma en la que ocurrieron los hechos, además de que los primeros datos que dio sobre su aspecto físico coinciden con el acusado, al que reconoció en dos ruedas de identificación posteriores.

Junto a ello, dicen los jueces que la niña aseguró que el acusado usó un coche Citroen Xsara de color gris metalizado con determinados números de matrícula, de los que solo hay tres matriculados en Sevilla, el del acusado y otros dos.

La menor, además, dio unos datos sobre la ropa que usaba el agresor que coinciden con el uniforme de trabajo del acusado y éste, por su parte, primero aseguró al juez de instrucción que ese día había almorzado con un compañero de trabajo pero en el juicio rectificó y dijo que lo había hecho solo, en contra de su costumbre.

En este caso, dio unas explicaciones por haber comido solo "confusas y deshilachadas, que denotan poco convencimiento en su contenido", asegura la sentencia.

Junto a los 12 años de cárcel, la sentencia le impone el pago de una indemnización de 15.000 euros a la niña porque desde que ocurrieron los hechos "está en tratamiento psicológico, teme salir sola a la calle y sobre todo a los hombres".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios