Defectos de obra en el parking de San Luis

  • El ascensor se inundaba y no funciona, el agua se filtra en dos sótanos y los ruidos de los ventiladores son excesivos.

Comentarios 5

Los 120 propietarios de plazas de aparcamiento del polideportivo municipal de la calle San Luis llevan desde marzo pasado reclamando el arreglo de una larga lista de desperfectos de esta obra, promovida por la Gerencia de Urbanismo y ejecutada por Sacyr.

El mes pasado la comunidad de propietarios acordó llevar a los tribunales en febrero de 2013 a la Gerencia de Urbanismo, a la dirección facultativa de la obra y a la constructora Sacyr, si para entonces no solucionan los fallos, confirmó este martes a este periódico la administradora Proedyo, que lleva la gestión de la comunidad. El centro deportivo y el parking se inauguraron el 25 de febrero de 2011, con el gobierno anterior. La comunidad de propietarios de los garajes se constituyó un año después.

Los propietarios denuncian que lo más sangrante es que no pueden usar el ascensor para llegar a las tres plantas subterráneas porque carece de autorización de Industria. Al ser un ascensor hidráulico hay que adaptarlo a la nueva normativa de enero de 2012. Hasta hace poco se inundaba el foso del ascensor cuando subía el nivel de agua del subsuelo y no tenía línea telefónica. La Gerencia ha iniciado los trámites para adaptarlo a la normativa, con un coste de unos 3.000 euros. La escalera peatonal es, pues, la única vía de salida a la calle.

Según el acta de la comunidad, hay filtraciones de agua en varios puntos de los sótanos 2 y 3. Urbanismo no acaba de dar el certificado de estanqueidad de los sótanos que exigen los propietarios para garantizar que las filtraciones están controladas. Tampoco ha dado certificados de que el aparcamiento cumple con las normas contra incendios y de iluminación.

Otro problema: el exceso de ruido del sistema de ventilación de aire del parking solivianta a los vecinos del entorno desde la primavera de 2011. Los propietarios conocieron el mes pasado que había denuncias vecinales por el ruido ante la Consejería de Medio Ambiente de la Junta, que obliga a Urbanismo a insonorizar la instalación de la azotea.

La Gerencia admite que la obra tiene "una serie de desperfectos", que "el exceso de ruido" es "el problema de mayor entidad", que hay problemas de filtraciones de agua y niega que haya inundaciones o problema de humedad. Recalca que los fallos se están subsanando con la empresa contratista desde hace meses. "La obra se encuentra aún en periodo de garantía y, hasta que no se resuelvan los problemas puntuales que se están detectando, no se va a devolver el aval a la empresa", aclararon este martes a este periódico fuentes de Urbanismo.

La dirección de la empresa Sacyr afirmó que están actuando en el aparcamiento y "las cosas que están mal se están reparando". Sacyr descarta que haya defectos en el proyecto y en la obra: "La obra se hizo bien, el sótano está bien hecho y agua no hay. No hay defecto de proyecto y los fallos que hay no tienen problema. Suceden en otros aparcamientos". En opinión de la empresa, las filtraciones de agua son habituales en las estructuras subterráneas. "Agua siempre va a haber por el nivel freático, pero no inunda el sótano porque se recoge en arquetas que van por debajo del suelo y se vierte a la red con bombas de achique". La dirección dijo no tener constancia del problema con el ascensor, y de la falta de certificados de la norma contra incendios e iluminación.

La administradora no opina lo mismo. Las actas de la comunidad, a las que ha tenido acceso este periódico, demuestran un goteo constante de escritos y peticiones de reparación a Urbanismo y a Sacyr desde noviembre de 2011, meses antes de constituirse la comunidad. El aviso a Urbanismo sobre la inundación del foso del ascensor data de esta fecha, y hasta febrero no se vació el agua, lo que oxidó las piezas inferiores. El arreglo fue pintarlas.

Según la administradora, este martes operarios trabajaban en los ventiladores y en las filtraciones y problemas de pintura de los sótanos. Los ventiladores serán insonorizados cuando pasen las lluvias, dice Urbanismo. El arreglo de la pintura desprendida de los sótanos 2 y 3 se ha tenido que repetir por deficiente ejecución el verano pasado; un motorista sufrió una caída al hacer la obra fuera del plazo fijado y sin señalizar. "Pueden ser defectos de obra normales, pero no se están atendiendo. Estamos reclamando desde el principio a Urbanismo y Sacyr, y hemos tenido varias reuniones, la última en septiembre", se queja Proedyo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios