Díaz se ve ganadora en la capital

  • La consejera de Presidencia asegura que, pese a los datos que maneja el sector crítico, la mayoría de los delegados hispalenses la han respaldado públicamente.

Comentarios 1

La candidata oficialista a la Secretaría General del PSOE de Sevilla, Susana Díaz, quiso aclarar este miércoles el golpe de efecto que supone para la campaña el escrito que seis secretarios de agrupaciones de la capital y el vicesecretario de otra realizaron en apoyo a la candidatura crítica del alcalde alcalareño Antonio Gutiérrez Limones. La consejera de Presidencia aseguró que, pese a los datos que manejan éstos de un empate o ligera ventaja en este territorio, la mayoría de los delegados la han respaldado públicamente (57 de 104). Ello, a pesar de que la ciudad hispalense ha sido un tradicional territorio crítico y es la primera vez que la mayoría se decanta por la candidatura respaldada por el aparato, destacaron fuentes cercanas.

Así pues, Díaz, que compareció en la sede socialista de Luis Montoto para desgranar sus propuestas para el partido les agradeció públicamente que le hayan prestado su aval y siguió lanzándole guiños en este sentido, subrayando que se reforzará el Consejo de Coordinación de Sevilla capital, "abriendo diálogo con las agrupaciones locales, con el objetivo de acercar el partido en Sevilla a sus barrios", una propuesta que se contrapone al compromiso de Limones de impulsar una agrupación general de la capital. Ésta es un viejo reclamo de los críticos, que siguen insistiendo en que muchos de esos apoyos públicos a Susana Díaz son fruto de las presiones y del temor a destacarse, aunque todo queda en el campo de la especulación y las opiniones que las urnas se encargarán de confirmar o desmentir.

Pero, si las cosas pueden estar un poco igualadas en la capital, las mayores diferencias están en la provincia, territorio controlado en su mayoría por el otro adalid de la candidatura de Susana Díaz, el presidente de la Diputación, Fernando Rodríguez Villalobos, y presidente del PSOE de Sevilla hasta la constitución de la gestora, tras la fractura por la configuración de las listas que tenían que elegir entre Carme Chacón y Alfredo Pérez Rubalcaba en el congreso federal. Villalobos, quien apoyó a Chacón en la línea de José Antonio Griñán y Susana Díaz, ha arrancado el apoyo para ésta de 51 de 61 alcaldes y ha venido vinculando la candidatura "municipalista" de Limones con los grandes municipios.

Así pues, los actos programados de Díaz en los pueblos, están contando con un amplio seguimiento. Los críticos aseguran que han optado por pequeñas reuniones, cafés con responsables de los partidos en los que intercambian opiniones. Los afines a Susana Díaz interpretan que Limones está "pinchando" por ello. Los críticos lo atribuyen igualmente a que los delegados, algunos vinculados laboralmente a la Diputación, no quieren destacarse, ni señalarse, porque está habiendo presiones. Están dispuestos a impugnar el congreso si las papeletas no están sólo y únicamente dentro de las cabinas y no se garantiza la completa confidencialidad del voto.

Pero Díaz quiso dejar claro en su comparecencia que en su candidatura tiene sitio todo el que quiera y que venga a arrimar el hombro, a trabajar y a compartir, "sin exclusiones, pero también sin condiciones" para abrir un nuevo tiempo en el partido e indicó que es necesario que a partir del sábado se abandonen las "convulsiones pasadas que han sido dolorosas para la organización".

La consejera de Presidencia de la Junta abogó, además, por un partido "volcado en el municipalismo solidario", en el que cuentan los pequeños y los grandes municipios. Entre sus propuestas está la creación del Consejo Provincial de Alcaldes y Alcaldesas, "un órgano fundamental y hoy más que nunca toma sentido, después del ataque al municipalismo anunciado por Mariano Rajoy".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios