Empleados de Roca se encierran en la Dirección General de Empleo

  • Critican la aprobación de un ERE en la empresa por parte del Ministerio de Trabajo

Comentarios 6

Alrededor de 50 trabajadores de la factoría de Roca en Alcalá de Guadaíra (Sevilla) se encerraron este lunes en la Dirección General de Empleo para rechazar la Resolución del Ministerio de Trabajo por la cual se dio el visto bueno al Expediente de Regulación de Empleo (ERE) por parte de la empresa para 504 trabajadores en Espala, de los que 95 son sevillanos, y para exigir soluciones laborales a través de las movilizaciones.

En declaraciones a Europa Press, uno de los miembros de la ejecutiva estatal de la Federación de Industria de CCOO, Francisco Figueroa, explicó que este encierro, que comenzó hoy a las 11:00 horas, prevé desarrollarse hasta mañana, cuando tendrá lugar una reunión entre la directiva del grupo catalán y responsables de la Junta de Andalucía. Además, recordó que en la Delegación provincial de Empleo en Sevilla también permanecen encerrados otros 25 trabajadores, empleados de la antigua Cerámicas Bellavista (Cebesa) y recolocados en Alcalá.

Comisiones Obreras exigió a la Junta de Andalucía que rechace estos despidos y que se busquen fórmulas para un plan industrial que garantice el empleo. "Hay que aumentar la presión para exigir soluciones", advirtió Figueroa, quien precisó que existen puestos de trabajo en Roca que la empresa pretende externalizar "y que pueden cubrirse por personal de la compañía, reduciendo el número de afectados por el ERE". 

Asimismo, apostó por que la compañía cumpla el compromiso de reindustrialización de la zona de Alcalá adquirido y por que ponga en marcha un plan de formación del personal afectado por el ERE, "para que cuando se creen puestos nuevos se recoloquen".  El sindicato recordó que el pasado jueves los cien trabajadores de la fábrica fueron llamados "uno a uno" para entregarles su carta de despido con su finiquito.

Por su parte, el secretario general del Sindicato de Industria Textil y Química (Fiteqa) de CCOO-Sevilla, José Hurtado, advirtió de que la compañía ha destruido hasta 400 puestos de trabajo en la provincia y lamentó que "incumpla" los acuerdos alcanzados con la Junta de Andalucía sobre el futuro de los trabajadores de Cebesa, cuya fábrica ubicada en Dos Hermanas (Sevilla) cerro en julio de 2009. Así, criticó que "tras tan sólo once días trabajando en Roca", 14 trabajadores recolocados de Cerámicas en Alcalá de Guadaíra hayan sido despedidos, al incorporarse al nuevo ERE.

"El expediente firmado en febrero de 2009 entre Roca y la Junta recogía explícitamente que no le afectaría el expediente de Regulación de Empleo de Roca", añadió Hurtado, quien aseguró que los cambios que pudieran surgir en dicho acuerdo "no pueden ser tomados unilateralmente por la empresa", constituyendo "una tomadura de pelo a sindicatos y Junta de Andalucía". 

El próximo martes, a partir de las 17:00 horas, se prevé el desarrollo de una reunión de la comisión de seguimiento de Cebesa, a instancias de la Delegación de Empleo, a la que acudirán la dirección de Roca, los sindicatos y representantes de los trabajadores en Roca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios