La Facua pide al Ayuntamiento que elimine la tarifa del taxi del aeropuerto

  • La asociación de consumidores exige una reforma del Instituto del Taxi y la exposición clara de los derechos en el interior de los vehículos de servicio público

Comentarios 9

La redacción de una nueva ordenanza para regular el sector del taxi e impedir el cobro abusivo denunciado por los usuarios -en la Feria de Abril algunos taxistas cobraron una tarifa fija de 50 euros por trayecto- hizo reaccionar ayer a la Asociación de Consumidores y Usuarios en Acción (Facua). Este colectivo de los consumidores reclama al Ayuntamiento que la nueva normativa municipal anule la tarifa única del aeropuerto de San Pablo. La Facua también apuesta por una transformación integral del Instituto del Taxi, entre otras modificaciones.

El portavoz de este colectivo, Rubén Sánchez, explicó ayer a Europa Press que la tarifa del aeropuerto se fijó a principios de esta década para acabar con las distintas tasas que los taxistas utilizaban en los traslados de los visitantes. "Esta situación abusiva se solucionó con otro abuso, el establecimiento de la tarifa fija", según indicó, considerando que "se debe establecer una tarifa convencional similar a la que se realiza en la estación de Santa Justa".

Rubén Sánchez añadió que es necesario, para proteger el derecho de los consumidores, que la futura ordenanza establezca la obligatoriedad de que en el interior del taxi se exponga información completa y detallada no sólo de las tarifas sino también de otros derechos y obligaciones en la prestación de este servicio público. Al margen de las tarifas -cuya exposición ya se contempla como obligatoria dentro del vehículo- los usuarios deben saber que ellos pueden elegir el recorrido para llegar a un lugar determinado y que el taxista está obligado, si el cliente así lo requiere, a climatizar el vehículo. Del mismo modo, el portavoz de Facua apuntó a que las emisoras de taxi "deben regular su funcionamiento" para que el usuario sepa el tiempo máximo de espera del taxi.

Para Sánchez, esta nueva ordenanza es importante "para que el Consistorio tome en serio la necesidad de control de este sector, pues hay un foco fraudulento organizado por un reducido grupo de taxistas que ensucian el sector", señaló.

Del mismo modo, Sánchez mostró su preocupación por el hecho de que la ordenanza no cuente con las demandas de las asociaciones de consumidores. "Llevamos más de un año para tratar este tema con el concejal de Movilidad, Francisco Fernández, y todavía no ha hablado con Facua sobre este tema", aseguró.

En cuanto a la reforma del Instituto del Taxi, Sánchez apuntó que "debe ser un órgano de peso con medios técnicos y económicos para que realmente funcione". Además, la asociación de consumidores y usuarios reclama al Ayuntamiento que la reforma prevista en Instituto del Taxi incluya, en este organismo, una representación "paritaria" de los usuarios, los profesionales autónomos y los trabajadores asalariados en el sector.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios