El catedrático Figueroa Clemente, galardonado en los Premios Andalucía de Medio Ambiente

  • El especialista en Ecología y director de Sostenibilidad de la Hispalense ha recibido el premio Cinta Castillo a su carrera profesional.

Comentarios 3

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha dado a conocer este lunes los ganadores de los Premios Andalucía de Medio Ambiente, que en esta edición, la XVIII, han recaído en la Fundación Atlantic Cooper, la asociación de Periodistas de Información Ambiental (APIA), el Club Deportivo Grupo de Aventureros de Alanís, el Consorcio del Sector II de la provincia de Almería para la gestión de residuos, las asociaciones ecologistas Alcarayón e Ituci Verde, el máster en Educador/Educadora Ambiental liderado por seis universidades andaluzas, el comité pro parque Educativo Miraflores y en el catedrático Manuel Enrique Figueroa Clemente.

Estos premios, convocados por la Junta, vienen a reconocer a todas aquellas personas, colectivos y empresas de la comunidad autónoma andaluza que con su trabajo han contribuido a la defensa, difusión, protección y conservación de los valores medioambientales, según ha informado en un comunicado el departamento que dirige María Jesús Serrano. Estos galardones que se entregarán el próximo 5 de junio coincidiendo con el Día Mundial del Medio Ambiente, tienen carácter anual e incluyen ocho modalidades: empresa y medio ambiente, comunicación ambiental, compromiso ambiental, ciudad y medio ambiente, valores naturales de Andalucía, mejor proyecto contra el cambio climático, mejor proyecto de educación ambiental y el premio especial Cinta Castillo a toda una carrera profesional.

En esta XVIII edición de los premios, la categoría que valora el mejor proyecto contra el cambio climático ha quedado desierto. El premio especial Cinta Castillo a toda una carrera profesional ha recaído en el catedrático de Ecología y director de Sostenibilidad de la Universidad de Sevilla, Manuel Enrique Figueroa Clemente. Este profesor que lleva 38 años dedicados al estudio de la Ecología y el Medio Ambiente en Andalucía, ha recibido once premios de investigación, la mayor parte en Espacios Naturales Protegidos Andaluces. Además, ha publicado siete libros de divulgación mediambiental y ha dirigido más de cien proyectos de investigación en Medio Ambiente de Andalucía.

En la modalidad de empresa y medio ambiente, los miembros del jurado han premiado a la Fundación Atlantic Cooper por el esfuerzo realizado por el desarrollo humano, económico, social y cultural de la provincia de Huelva. Esta entidad sin ánimo de lucro destaca por su Programa de Visitas Guiadas al Parque Natural Marismas del Odiel, tanto terrestres como fluviales y las visitas divulgativas a la Laguna Primera de Palos. Son los creadores de un observatorio en el sendero Calatilla-Bacuta y de los talleres educativos Escuela de Exploradores y Mi marisma, mi escuela.

En el apartado de comunicación ambiental, el premio ha recaído en la Asociación de Periodistas de Información Ambiental (APIA) que reúne a más de 200 profesionales que trabajan en el ámbito de la información ambiental en todo el país con el objetivo puesto en velar por la independencia y objetividad de los contenidos que difunden. En 2014 cumplen 20 años de actividad y se da la circunstancia de que su nacimiento se produjo en suelo andaluz. APIA colabora con numerosas iniciativas en la comunidad andaluza organizadas tanto por la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio como por otras entidades.

Así, el galardón al compromiso ambiental se ha otorgado al Club Deportivo Grupo de Aventureros de Alanís, un grupo que opera en la comarca de la Sierra Norte de Sevilla. En este caso, el jurado ha destacado la labor realizada en el ámbito de la concienciación social y ambiental de los ciudadanos, tanto en relación a la divulgación de la fauna propia de la zona como de la flora y los numerosos trabajos de educación ambiental con niños, especialmente con menores discapacitados; colectivo al que este club dedica especial atención. Prueba de este intenso trabajo son las colaboraciones que realizan con diversas asociaciones de su entorno o con la propia Red de Voluntariado Ambiental de la Junta de Andalucía.

En lo relativo a la categoría de Ciudad y Medio Ambiente, el premio ha ido a parar al Consorcio del Sector II de la provincia de Almería para la gestión de residuos. En concreto, este consorcio ha conseguido el galardón por una campaña de sensibilización, Oleobot, centrada en el reciclado de aceite doméstico usado. Esta iniciativa comenzó su recorrido en 2012 y se desarrollo principalmente en los mercadillos de los municipios asociados al consorcio. Oleobot es un robot que premia los comportamientos proambientalistas de los vecinos, ya que convertía el aceite usado llevado por los mismos en plantas. Esta corporación presta servicio a más de 75.000 personas de 48 municipios. En el marco de esta campaña, han recogido 3.000 kilogramos de aceite doméstico y han logrado repartir 5000 plantas, más de 5000 embudos para favorecer el reciclaje y 35.000 folletos explicativos sobre el uso de los contenedores y sobre la forma en la que reciclar aceite.

El proyecto Campaña de Salvamento del Agilucho Cenizo desarrollado por las Asociaciones Ecologistas Alcarayón e Ituci Verde (Sevilla-Huelva) ha sido distinguido en la modalidad de valores naturales de Andalucía. Estos colectivos trabajan en esta iniciativa con el objetivo fundamental de hacer un seguimiento y control de estas especies declaradas vulnerables por desaparición de su hábitat. Destacan por hacer una labor imprescindible de marcaje de los nidos a fin de que puedan ser detectados por las máquinas cosechadoras y evitar así la muerte tanto por mutilación o atropello que sufren los polluelos.     

Por último, y en la categoría de mejor proyecto de educación ambiental se han distinguido dos iniciativas. Por un lado, el máster en Educador/Educadora Ambiental, estudios desarrollados conjuntamente por seis universidades andaluzas: Almería, Cádiz, Córdoba, Granada, Málaga y Pablo de Olavide de Sevilla. Este máster, coordinado por Juan Carlos Tójar Hurtado, es una enseñanza de posgrado oficial pionera en todo el territorio nacional. En el curso 2013-2014 está en marcha la quinta edición, por lo que se trata de un proyecto consolidado que ha formado en las universidades andaluzas a casi 300 educadores ambientales a nivel de máster.

El otro premiado con esta modalidad, ha sido el comité pro parque Educativo Miraflores encabezado por una asociación cuyo fin es impulsar la recuperación del patrimonio natural, cultural e histórico-artístico del Parque de Miraflores, una escombrera durante el siglo XX y convertida hoy en un gran parque de 90 hectáreas. Este comité ha puesto en marcha la escuela taller de Miraflores y el programa de educación ambiental Huerta las Moreras, pionero en España que utiliza los huertos como recurso social y educativo. El jurado, presidido por el viceconsejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Ricardo Domínguez, ha estado integrado por 13 personas de reconocida trayectoria profesional en el ámbito del medio ambiente, por el que trabajan desde diferentes disciplinas. Los galardonados recibirán una escultura de un artista andaluz de reconocido prestigio, diploma acreditativo de la concesión y un producto o servicio de la Marca Parque Natural de Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios