Sevilla

La Fiscalía pide 18 años de cárcel por matar a un indigente en la Plaza Nueva

  • Arranca el juicio con jurado en la Audiencia de Sevilla por el asesinato que ocurrió en septiembre de 2016

Un momento del levantamiento del cádáver, en la Plaza Nueva. Un momento del levantamiento del cádáver, en la Plaza Nueva.

Un momento del levantamiento del cádáver, en la Plaza Nueva. / juan carlos muñoz

Un jurado popular enjuicia a partir de hoy en la Audiencia Provincial de Sevilla a un hombre que está acusado de asesinar a otro en la Plaza Nueva el 19 de septiembre de 2016 tras una "fuerte discusión" entre indigentes, hechos por los que la Fiscalía le reclama 18 años de cárcel.

De este modo, hoy tiene lugar la constitución del jurado popular, las alegaciones previas de las partes personadas en este proceso y la declaración del acusado, mientras que mañana declararán los testigos y el miércoles comparecerán los peritos.

La Fiscalía de Sevilla reclama para el acusado 18 años de prisión por un delito de asesinato, en relación con unos hechos que tuvieron lugar en la noche del día 19 de septiembre de 2016, en la Plaza Nueva, cuando el acusado acabó con la vida de la víctima tras clavarle "repetidamente" un cuchillo "de grandes dimensiones".

Dice el Ministerio Público en su escrito de conclusiones provisionales que los hechos sucedieron sobre las 22:00, cuando el acusado se encontraba en la Plaza Nueva con la víctima y una tercera persona. "Todos ellos eran conocidos por haber acudido con regularidad a los servicios sociales de la comunidad", así como a un centro de acogida. El acusado, al ver a la víctima, empezó a "recriminarle que fuera contando que tenía una relación" con otra persona y haciendo grandes aspavientos. Entonces se originó una "fuerte discusión" que no cesó en su "agresiva conducta" hasta que el acusado se marchó del lugar. Sin embargo, "determinado a acabar con la vida" de la víctima, "al que culpaba tanto por los comentarios como por la pelea anterior", el procesado se dirigió a su domicilio y con la intención de "asegurar su muerte y evitar cualquier tipo de riesgo para su persona cogió un cuchillo de grandes dimensiones". Mientras tanto, la víctima permanecía en el mismo lugar, donde tomó un tranquilizante para relajarse y se echó a descansar en uno de los bancos públicos de la Plaza Nueva.

Una media hora después, el acusado volvió al lugar con el "convencimiento" de que aún estaba la víctima y, al verlo postrado en el banco, le clavó "repetidamente" el cuchillo en el abdomen y en la zona axilar izquierda, "sin que la víctima tuviera oportunidad alguna de repeler la agresión", causándole la muerte. Después, el acusado intentó huir, siendo perseguido por varios testigos de la agresión que le dieron alcance en las inmediaciones y lo retuvieron hasta la llegada de la Policía. La víctima tenía cuatro heridas inciso punzantes, siendo todas "mortales" de necesidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios