La Hispalense estudia nuevos recursos para no devolver la ayuda del Prado

El rector de la Universidad de Sevilla, Miguel Ángel Castro, confirmó ayer que los servicios jurídicos de esta institución académica estudian nuevos recursos que avalen la legitimidad de la subvención que recibió la Universidad por parte de la Junta de Andalucía para la construcción de la Biblioteca del Prado, posteriormente demolida tras una sentencia judicial.

El Ejecutivo andaluz rechazó esta semana las alegaciones de la Universidad de Sevilla y se reafirmó en su declaración de pérdida de derecho a cobro y la petición de reintegro de la subvención de 16,4 millones de euros concedida.

"Hicimos las alegaciones correspondientes, que fueron extensas y muy descriptivas, y debatían cada una de las observaciones que desde la Junta se nos hacía al respecto. Ahora hemos recibido la visión de ellos, desechando nuestras alegaciones", explicó el rector ayer durante su visita a la Facultad de Medicina. "Nosotros no hemos variado ni un ápice en nuestro posicionamiento y nuestra convicción acerca de la correcta ejecución, desarrollo y empleo de esa subvención y vamos a estudiar los pasos que vamos a seguir".

El rector, en este sentido, habló de la posibilidad de presentar "un recurso de reposición" o ir por la vía de lo "contencioso administrativo": "Cada una de estas cuestiones tienen sus ventajas e inconvenientes desde un punto de vista técnico", anotó Miguel Ángel Castro antes de concluir: "Tengo la absoluta convicción de que al final el resultado será el adecuado, se ajustará a la justicia y, por consiguiente, no tendremos que devolver nada".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios