Patrimonio

Junta y PP se acusan de incumplir su compromiso con Santa Catalina

  • Alonso urge a la Iglesia y al Ayuntamiento la creación de una comisión que "proponga la mejor intervención"

Comentarios 1

El consejero de Cultura y Deporte, Luciano Alonso, ha urgido este miércoles a la Iglesia y al Ayuntamiento la creación de la comisión técnica que "proponga la mejor intervención" para la Iglesia de Santa Catalina, al tiempo que ha vuelto a pedir al alcalde de Sevilla, el popular Juan Ignacio Zoido, y a la propietaria del inmueble, la Archidiócesis de Sevilla, que "asuman responsabilidades". 

El consejero ha respondido así una pregunta formulada en la Comisión de Cultura y Deporte por el diputado del PP-A Jaime Raynaud sobre cuáles son las medidas que contempla el departamento que dirige Alonso para conservación del templo, monumento nacional desde hace un siglo, y cuyo deterioro obligó a su cierre en 2004. 

Alonso ha reiterado que Santa Catalina "es uno de los inmuebles patrimonio histórica titularidad de la Iglesia", toda vez que ha resaltado que el templo "no existiría sin la intervención en el largo plazo la Junta de Andalucía", que "lleva invertidos casi un millón de euros en la restauración" y que "siempre ha manifestado su voluntad y compromiso" con la misma. Además, siendo ministra de Cultura Carmen Calvo, el Gobierno central dio 225.000 euros para el arreglo provisional de la cubierta, 

"Y eso -continúa- aún a sabiendas de que la responsabilidad es de la Iglesia", como lo apunta la Ley de Patrimonio Histórico, según la cual "la persona propietaria del bien de interés cultural tiene el deber de conservarlo, mantenerlo y custodiarlo", e incluso a sabiendas del convenio firmado el 2008 con Iglesia y Junta, y del que el Ayuntamiento no ha cumplido su cuota". Además, ha criticado que el Consistorio "haya creado alarma social poniendo en entredicho los estudios que se vienen haciendo desde 1994", en referencia a la petición de un nuevo informe del Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico (IAPH). 

Por ello, reitera, "si nos encontramos al parecer con un problema técnico, proponemos crear una comisión técnica en la que participen el Arzobispado, la Consejería, el Ayuntamiento, la Real Academia de Bellas Artes, y la universidad", para "proponer la mejor intervención a realizar", al tiempo que ha insistido en que la situación actual "depende del alcalde de Sevilla, que utiliza este asunto como arma arrojadiza". 

Por su parte, Raynaud ha dicho que "le parece loable retrotaerse a tiempos pretéritos de intervención", pero ha aludido al artículo 25 de la Ley de Patrimonio Histórico en la que se señala que "la responsabilidad es también de las administraciones competentes". Además, "más allá de la titularidad, Santa Catalina es patrimonio de todos los sevillanos, andaluces, monumentos nacional, y Bien de Interés Cultura, por lo que la titularidad no puede ser justificación para no llegar y tomar unas decisiones necesarias". 

Asimismo, ha defendido la actuación del Ayuntamiento de Sevilla, que "hace cuatro días tomó la decisión unánime, con el apoyo de los tres grupos municipales, de encargar un informe al Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico para que ratifique el proyecto existente". Por tanto, "le pediría sensibilidad con ese monumento, que se pase de los papeles a los hechos, pues todos tenemos que arrimar el hombro y salvarla, ya que no conducen a nada las disputas estériles". 

Al hilo de la anterior, el diputado popular ha puesto de relieve que en los presupuestos de 2012 y en las memorias de intervención de la Consejería de Cultura y Deporte "hay 23 intervenciones distintas a lo largo y ancho de Andalucía, ni una de ella en Sevilla". 

Sobre este asunto, en concreto sobre la contribución de la Junta para su recuperación, ha preguntado también en la Comisión parlamentaria portavoz socialista Verónica Pérez. En este sentido, Alonso ha recordado que en 1994 el Gobierno andaluz ya restauró la Capilla Sacramental, que en 2004 fue también la Junta quien realizó el diagnóstico de reconocimiento y protección de los bienes muebles, así como el proyecto urgente de apuntalamiento del tejado, y que en 2008, conveniado con la Iglesia y el Ayuntamiento, se acometió la reparación definitiva de las cubiertas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios