La Junta pretende abrir los juzgados por la tarde en 2008

  • Los ciudadanos podrán realizar los trámites en los que no sea necesaria la intervención de un juez · El proyecto costará 14 millones de euros · Cada funcionario cobrará un complemento de 240 euros

Los juzgados andaluces abrirán por las tardes a finales de 2008. Se acabó el horario exclusivo de atención a los ciudadanos de nueve de la mañana a dos de la tarde. La iniciativa que se implantó recientemente en los registros civiles andaluces se extenderá al resto de la Administración de Justicia en la comunidad. Éste es el principal objetivo de un ambicioso plan que está elaborando actualmente la Consejería de Justicia y Administración Pública de la Junta de Andalucía para lograr que todos los juzgados unipersonales de las distintas jurisdicciones -Penal, Civil y Contencioso-Administrativo, sobre todo- puedan prorrogar su horario de atención al público, lo que redundaría en última instancia en mayores ventajas para los ciudadanos y los profesionales del sector. El proyecto, que sigue la línea marcada en los registros civiles, consistiría en abrir de cinco a siete o a siete y media de la tarde. Paradójicamente, el plan del departamento que dirige María José López no incluye a los jueces y secretarios. Sólo afectaría a los funcionarios, que además recibirían una compensación económica similar a la que se acordó para los empleados de los registros civiles: en torno a los 240 euros mensuales brutos.

La finalidad del proyecto no es otra que "agilizar" en lo posible la tramitación de aquellas partes de los procedimientos que no requieran la implicación de los jueces y secretarios, y en los que los ciudadanos tienen una intervención directa. Tendrían cabida en este nuevo horario actuaciones como la ratificación de escritos, presentación de documentos y declaraciones de ciudadanos que se practican ante un funcionario habilitado para asumir esta responsabilidad por el secretario del juzgado, como ocurre a diario en los órganos judiciales. De esta forma, aunque no podrían celebrarse juicios por las tardes, la medida sí que podría contribuir a medio plazo a reducir los plazos de señalamiento de las vistas orales, que en algunas jurisdicciones como la Contencioso-Administrativa se están fijando para dentro de más de dos años desde que el caso en cuestión entra en el juzgado.

El coste del proyecto podría rondar los catorce millones de euros al año si afectara a la totalidad de los juzgados andaluces con sus más de 6.000 funcionarios, aunque la cuantía del mismo dependería fundamentalmente del acuerdo al que la Consejería de Justicia llegue con las organizaciones sindicales sobre el complemento económico específico que deben recibir los funcionarios de los juzgados por prolongar en unas dos horas cada día su jornada laboral.

La consejera de Justicia y Administración Pública, María José López, ha trasladado ya la iniciativa tanto al Ministerio de Justicia como al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) y espera contar igualmente con la cooperación del máximo órgano de gobierno de los jueces, el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). Para empezar, la Junta está realizando un estudio exhaustivo de cada una de las jurisdicciones, con el objeto de tratar de concretar qué tipo de procedimientos podrían realizarse por las tardes. Cuando el estudio esté finalizado, previsiblemente a principios del próximo año, se dará trasladado del mismo al Alto Tribunal andaluz, con lo que la experiencia piloto para abrir los juzgados por las tardes podría ser una realidad a finales de 2008 o como muy tarde a principios de 2009. El proyecto, según la tesis de la Junta, situaría a la Justicia andaluza a la vanguardia nacional en la atención a los usuarios de este servicio público, con una intervención pionera que podría servir como modelo a otras regiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios