Ómnium Sanctórum vuelve a tener casa parroquial diez años después

  • El maestro de obra fue el catequista de los cuatro jóvenes que este viernes recibieron la Confirmación en la misa que ofició Asenjo.

Comentarios 3

El arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo Pelegrina, bendijo ayer la rehabilitada casa parroquial de Ómnium Sanctórum diez años después de que se cerrara por su ruinoso estado. En el día de Todos los Santos, advocación a la que este templo está unido por voluntad de Fernando III desde 1249, el titular de la diócesis ofició antes de la bendición la misa con presencia de las tres hermandades radicadas en el templo y el Carmen de Calatrava.

El arzobispo felicitó a los jóvenes arquitectos Silvia Navarro y Manuel Carrasco, autores de la obra, que han trabajado siguiendo las directrices del maestro de obra, José María Romero, que además de esa ardua tarea técnica dirigió la catequesis de los cuatro feligreses que recibieron el sacramento de la Confirmación. Una polivalencia que el párroco, Pedro Juan Álvarez Barrera, ha transmitido a la feligresía: Joaquín de la Peña hacía las veces de sochantre y su hijo realizaba el reportaje fotográfico.

Ocho sacerdotes declinaron la propuesta de hacerse cargo de la dirección pastoral de esta iglesia de la calle Feria por carecer de casa parroquial. Sí lo aceptó el actual titular, sevillano de San Benito que había hecho un máster de teología rural como párroco en Casariche y en Aznalcázar.

Durante la misa oficiada por Monseñor Asenjo, el organista Ricardo Franco estrenó una composición dedicada a la Reina de Todos los Santos, titular de este templo declarado patrimonio histórico-artístico en 1931 por el Gobierno de la II República. Un coro de Coria del Río le dio a la ceremonia una solemnidad que Asenjo calificó de "renacentista".

La casa parroquial está en la calle Arrayán, continuación de Peris Mencheta a espaldas de la iglesia. El cura párroco invitó a la feligresía que abarrotaba la iglesia al ágape posterior que, servido por scouts, se celebró en el moderno patio de la nueva casa parroquial. Entre las ausencias, Pepe Reina, que formó parte de la junta económica de la parroquia y se encuentra en Arabia Saudí en la dirección técnica de una nueva línea de ferrocarril.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios