Universidad de Sevilla

Once minutos para detectar un cáncer

  • Manuel Romero, médico del Hospital de Valme, recibe el XI Premio a la Investigación Javier Benjumea Puigcerver por su estudio sobre el diagnóstico no invasivo de patologías hepáticas.

Comentarios 1

"La investigación es la llave del futuro". Con estas palabras, Javier Benjumea Puigcerver dejaba constancia hace ya varias décadas en el Paraninfo de la Universidad de Sevilla de su esfuerzo por promover la formación y la investigación científica y tecnológica, aspecto que consideraba clave en el desarrollo y progreso de un país. Este lunes, en el mismo escenario, el rector de la Universidad de Sevilla, Antonio Ramírez de Arellano, entregaba al catedrático de Medicina Manuel Romero el galardón que lleva su nombre: el XI Premio a la Investigación Javier Benjumea Puigcerver, dotado con 18.000 euros.

Investigador de la Universidad de Sevilla y médico del Hospital Universitario de Valme, Manuel Romero ha sido premiado por el trabajo titulado Demili: Detección de lesiones hepáticas de origen metabólico usando el análisis óptico de imágenes de resonancia; "así como por su trayectoria como científico de prestigio Internacional", tal como anunció durante el acto Ramírez de Arellano, que estuvo acompañado por Isabel Aguilera, presidenta del Consejo Social de la Hispalense, y Felipe Benjumea, presidente de la Fundación Focus-Abengoa.

El trabajo de Romero, enmarcado dentro del proyecto europeo FLIP, hace hincapié en un sistema de diagnóstico no invasivo dirigido a pacientes con patologías hepáticas. El catedrático propone sustituir pruebas más dolorosas e invasivas como las biopsias por resonancias magnéticas. En la práctica clínica, el software desarrollado por el equipo de Manuel Romero permite obtener imágenes muy detalladas del hígado desde cualquier plano, favoreciendo un diagnóstico más preciso, tanto cuando se trate de la inflamación del órgano como para fibrosis, actuando, así, rápidamente ante un posible cáncer. Una prueba que, según el especialista, "se puede realizar en sólo once minutos". "Ahora nos encontramos en un punto en el que necesitamos apoyo económico", reconoció el investigador. "Existen dos opciones, o creamos una oficina central en el Hospital de Valme, por ejemplo, donde recibamos todas las imágenes del resto de hospitales y nosotros las analizamos; o bien, las compañías tecnológicas nos compran nuestro software y lo introducen en cada uno de sus equipos de resonancia magnética".

Durante el acto, el rector de la Universidad de Sevilla alabó el trabajo de Romero -autor de más de 150 publicaciones, además de patentar un fármaco para el tratamiento de la encefalopatía hepática (THDP-17) y dos aplicaciones informáticas para la detección de enfermedades hepáticas mediante TAC-, que definió como "un trabajo de alto interés social" y que, además de "eliminar riesgos en los pacientes, supone un importante ahorro de tiempo y dinero en el tratamiento de este tipo de dolencias".

Manuel Romero aseguró que este avance en la medicina no podría haber sido posible sin la colaboración de varias universidades y hospitales europeos, de hecho, "en el proyecto, concentrado en el Hospital de Valme, han trabajado de forma conjunta físicos, ingenieros, médicos y biólogos". Además, desde que comenzó el estudio en 2011, han participado 126 pacientes, "de forma altruista", de toda Europa. "Al contrario de lo que en un principio se puede pensar, los pacientes con los que hemos trabajado se mostraron receptivos desde el primer momento. La gente no es egoísta", apuntaba el doctor, director de la Unidad de Gestión Médico-Quirúrgica de Enfermedades Digestivas del Hospital de Valme desde 2006. "Cuando les explicábamos el proceso a los enfermos seleccionados para el estudio, les dejábamos claro que les íbamos a realizar una biopsia y una resonancia magnética sin contrastes. Que, en un principio, esto no les iba a beneficiar a ellos directamente, pero sí nos iba a permitir avanzar y mejorar en futuros casos. Todos aceptaron".

Ésta no es la primera vez que el investigador Manuel Romero se presenta al Premio Javier Benjumea Puigcerver, patrocinado por Focus Abengoa. Ya lo intentó en la edición pasada con el mismo estudio aunque, tal como él mismo aseguró este lunes, "el proyecto no estaba lo suficiente maduro". El proyecto ya ha recibido el reconocimiento académico, ahora falta el de los inversores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios