El 50% del Plan de Barrios está por acabar 3 años después de su inicio

  • El alcalde presenta hoy el II Plan de Barrios, dotado con 200 millones, para rehabilitar y mantener edificios en colaboración con las comunidades vecinales

El alcalde de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín, dará hoy impulso a la promesa electoral de ejecutar un II Plan de Barrios en la capital valorado en unos 200 millones de euros que además de continuar con las reurbanizaciones de espacios públicos abrirá el abanico de actuaciones con la rehabilitación de los propios edificios y el mantenimiento de los mismos, sobre todo de aquéllos de más de 20 años, en colaboración con las propias comunidades de vecinos.

Saldrá adelante este plan en un marco financiero conyunturalmente complicado -los ingresos municipales caerán los próximos ejercicios por mor de la crisis-, donde no cabe un mayor endeudamiento y a cargo de un Patrimonio Municipal del Suelo que ha tocado techo. Y además, con el I Plan de Barrios aún por rematar debido a las constantes modificaciones presupuestarias al alza, la difícil compatibilización de los proyectos iniciales con las exigencias vecinales y los propios retrasos de las obras. Todo ello hace que el nivel de ejecución del I Plan de Barrios roce aún el 80% del presupuesto de adjudicación, si bien las reurbanizaciones terminadas, recepcionadas y con el 100% de los certificados de obras abonados a las empresas adjudicatarias se quedan en el 50%.

La mitad de las 66 mejoras urbanas proyectadas el pasado mandato están ya concluidas y el resto iniciadas aunque en diferentes grados de ejecución. El I Plan de Barrios, aprobado en Pleno en marzo de 2005, está tres años después pendiente de ser rematado, y ello pese a que el propio Ejecutivo local se puso como tope terminar las actuaciones pendientes entre octubre de 2007 y junio de 2008.

No ha sido así. La propia Gerencia de Urbanismo, a junio pasado, reveló que una treintena de actuaciones en barrios de los distritos Sur, Cerro-Amate, Triana, Norte , Este, Macarena, Nervión y San Pablo estaban "en fase de ejecución o pendientes de la aprobación del proyecto modificado para su conclusión".

Ocurre así en las barriadas Murillo y Tiro de Líneas (distrito Sur); Cerro del Águila-Hytasa -donde ocurrió el atropello mortal de la funcionaria el mes pasado-, Juan XXIII, Las Águilas, Padre Pío y Rochelambert (distrito Cerro-Amate); Los Ángeles, Mosquera de Figueroa, San Vicente de Paúl y Áncora (distrito Triana); Valdezorras, Pino Montano, San Jerónimo (distrito Norte); Parque Alcosa y Torreblanca (distrito Este); Doctor Barraquer, La Paz, Renfe, Las Avenidas, Las Golondrinas y La Barzola (distrito Macarena); Marqués de Pickman (distrito Nervión), y sectores del Polígono San Pablo.

El resto de las actuaciones programadas están concluidas con mayor o menor fortuna, lo que ha devenido en actuaciones puntuales para arreglos posteriores a la finalización y recepción de la obra. El edil del PP José Miguel Luque insiste en que, salvo las obras programadas en el Casco Antiguo -que fueron las primeras en realizarse con un grado de ejecución satisfactorio-, el resto incluyen determinadas críticas vecinales por flecos pendientes, fallos en la ejecución de los trabajos y limitación presupuestaria por parte de las adjudicatarias.

La adjudicación global del I Plan de Barrios asciende a un total de 105,6 millones de euros, de los que la Gerencia de Urbanismo aporta el 65% (alrededor de 80 millones de euros) y Emasesa el resto por corresponderse con la renovación de infraestructuras y servicios públicos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios