Salud

Sevilla supera la media nacional en muertes por cáncer de colon

  • La Asociación Contra el Cáncer demanda "más esfuerzo político" en implantar el cribado

Comentarios 3
Programa de cribado del cáncer de colón. Programa de cribado del cáncer de colón.

Programa de cribado del cáncer de colón. / d. s.

El cáncer de colon, el tipo de tumor más frecuente en la población general, provocó el pasado año 168 muertes en Sevilla. Según datos del Observatorio de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), la tasa de mortalidad por este tumor en la provincia se sitúa en 37 defunciones por 100.000 habitantes, por encima de la media nacional (34). Córdoba (35) y Huelva (45) también superan la tasa media de mortalidad por cáncer de colon en España. Con estas cifras, la AECC demanda "más esfuerzo político para corregir esta situación con celeridad, y evitar muertes y sufrimientos innecesarios", en referencia a la escasa implantación del cribado de cáncer de colon en Andalucía.

El cribado está ideado para favorecer la detección precoz del cáncer en la población de riesgo, mayores entre 50 y 69 años. La implantación de este proceso para el diagnóstico temprano avanza a un ritmo muy lento en Sevilla, y en Andalucía en general, en comparación con otras provincias y comunidades españolas.

El cribado permite detectar y eliminar pólipos en los que se asienta el tumor

El informe Incidencia y mortalidad de cáncer de colon en comunidades autónomas y provincias en la edad de riesgo entre 50 y 69 años, publicado por la AECC, identifica los "puntos negros" del cribado en tres comunidades autónomas (Andalucía, Extremadura y Madrid), con una implantación que no alcanza ni al 20% de la población de riesgo.

Andalucía tiene un desarrollo de apenas el 3,64%, según datos de AECC, y se encuentra "entre las comunidades con peor tasa de implantación del cribado de colon en España, muy por debajo del 20% necesario para poder alcanzar el 100% antes del año 2024", según consta en el estudio mencionado. La AECC apunta que cinco comunidades autónomas han logrado implantar el cribado al 100% (Cantabria, País Vasco, La Rioja, Navarra y Valencia); mientras que otras ocho han desarrollado el cribado en más de un 20% (Castilla La Mancha, Murcia, Castilla y León, Galicia, Aragón y Cataluña).

Sevilla, junto a otras cinco provincias españolas (Huelva, Córdoba, Badajoz, Cáceres y Melilla), se encuentra en "situación crítica debido a que, en estas zonas, la mortalidad del cáncer de colon se encuentra por encima de la media nacional. Ante esta situación, la AECC insiste en la necesidad de "más esfuerzo político para corregirla con celeridad". En Sevilla, el cribado de cáncer de colon comenzó a implantarse en 2014 en centros de salud de Mairena del Alcor y El Viso del Alcor; y posteriormente se incorporaron los centros de salud de Camas y La Rinconada. El objetivo de las autoridades sanitarias es continuar con su implantación de manera progresiva en todos los centros de salud de la provincia.

La AECC señala, en su estudio sobre este tipo de tumor, a los últimos datos de la Red de Programas de Cribado de Cáncer (2016): la población de riesgo andaluza la integran 1.983.846 personas, pero sólo 74.098 han recibido la carta para participar en el cribado. Andalucía es la comunidad con mayor número de nuevos casos de cáncer de colon (2.252 en 2017); y con mayor mortalidad (689 defunciones de las 3.966 registradas en España, el 17,3%).

La incidencia en Sevilla se sitúa en 110 casos nuevos por 100.000 pacientes, por debajo de la media nacional (112), pese a que la tasa de mortalidad supera a la media española. El diagnóstico precoz favorece la supervivencia ya que permite detectar lesiones precancerosas, cuya eliminación frena la aparición del tumor.

El cribado de cáncer de colon y recto está dirigido a personas de entre 50 y 69 años, y muy especialmente a los mayores de 65 años. El proceso comienza con una prueba diagnóstica sencilla, test de sangre oculta en heces. La mayoría de los test positivos se refieren a problemas benignos (hemorroides o pólipos benignos, entre otros). Ante la sospecha de un tumor, el siguiente paso del cribado es someter al paciente a una colonoscopia, procedimiento diagnóstico y que, además, permite eliminar los pólipos. El cáncer de colon y recto se asienta en los pólipos, de modo que el cribado no sólo permite el diagnóstico precoz, sino que además reduce la incidencia.

El SAS alude a la complejidad del cribado en Andalucía

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad estableció en 2013 un plazo de cinco años para iniciar la inclusión en cartera de servicios el cribado y otros cinco para su extensión (2023) a toda la población diana. Andalucía inició en 2014 la inclusión de este cribado en su cartera de servicios. "Andalucía es la comunidad autónoma con mayor extensión geográfica y es de las más pobladas, por lo que la extensión del cribado es un proceso complejo", explican fuentes de la Consejería de Salud. Para la correcta puesta en marcha del programa de cribado de cáncer de colon ha sido necesaria la formación de todos los profesionales implicados en el mismo, empezando por el manejo de la aplicación informática diseñada específicamente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios