Los casos de acoso docente se reducen un 47% según un estudio de la ANPE

  • El servicio que presta el sindicato para atender estas situaciones registró el curso pasado 30 denuncias en Sevilla

Los casos de acoso a los docentes tienden a remitir en la provincia de Sevilla, según un informe presentado ayer por la Asociación Nacional de Profesionales de la Enseñanza (ANPE). Este sindicato presta desde hace años un servicio -denominado el Defensor del Profesor- mediante el cual se atienden las situaciones que sufren maestros y profesores dentro y fuera del aula en las que ven menoscabada su autoridad ya sea por parte de alumnos, los padres de éstos, la dirección del centro o la inspección educativa.

En el informe elaborado sobre el curso pasado se constata que en la provincia de Sevilla el número de casos denunciados ha disminuido un 47,30% respecto a los que se registraron en 2010/11. De esta forma, si hace dos cursos se denunciaron al Defensor del Profesor 57 situaciones de acoso, en el curso pasado esta cantidad no pasó de las 30. Con esta bajada, Sevilla mantiene la tónica de la media andaluza, donde también se ha producido una merma notable en los casos denunciados a este servicio. A nivel regional el descenso ha sido del 31,37%. Sólo dos provincias han registrado un aumento de los casos. Una de ellas ha sido Huelva, donde se ha pasado de 11 a 16 y, sobre todo, Granada, en la que el incremento ha sido mucho más llamativo al pasar en un curso de 24 a 42, un 75% más.

Desde 2008 es el primer curso en el que se produce un descenso, tanto a nivel autonómico como provincial, y ello pese a que los representantes de este sindicato han alertado de que los recortes aprobados por el Gobierno y la Junta podrían provocar un aumento de la conflictividad en las aulas.

En cuanto a la tipología de los casos denunciados en la provincia de Sevilla, de los 30 registrados, 29 se localizaron en centros públicos y sólo uno en un concertado. Por etapas educativas, seis procedían de Educación Infantil, doce de Primaria, nueve de Secundaria y tres de otras enseñanzas como Ciclos Formativos o de Régimen Especial.

El informe también recoge los efectos que tiene el acoso sobre los docentes. En diez casos la víctima padeció ansiedad, en otros cinco, depresión, y en seis conllevó a la baja laboral. Entre los problemas que originan estas situaciones se encuentran las dificultades para dar clase, las conductas agresivas de los alumnos, los insultos y amenazas de éstos y de sus padres así como los problemas con la dirección del centro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios