Los comercios del centro tendrán libertad de horarios durante 6 meses

  • Los establecimientos podrán abrir hasta domingos y festivos en los meses de octubre, noviembre, diciembre, febrero, marzo y abril. El Consejo de Comercio dio luz verde a una medida que será ratificada en el Pleno.

Comentarios 12

Los comercios del centro gozarán de libertad horaria durante seis meses al año. Así lo aprobó este jueves por unanimidad la comisión permanente del Consejo Municipal del Comercio de Sevilla, compuesta por el Ayuntamiento, Aprocom y la Confederación de Empresarios de Sevilla (CES). En la reunión se acordó declarar el casco histórico como Zona de Gran Afluencia Turística durante seis meses al año, requisito imprescindible para poder aplicar la libertad de horarios. Mientras los comerciantes y autónomos aplauden la decisión, el PSOE y los sindicatos la han criticado. 

Los comercios instalados en el centro histórico de la ciudad podrán acomodar sus horarios durante los meses de octubre, noviembre, diciembre, febrero, marzo y abril, coincidiendo con las épocas de mayor afluencia turística en la ciudad. La propuesta de libertad horaria surgió de laFederación de Comerciantes del Centro (Alcentro) y fue bien acogida por el Consistorio, como explica el delegado de Economía, Empleo, Turismo y Fiestas Mayores, Gregorio Serrano: "La propuesta la mandaremos al resto de organizaciones que componen el pleno del órgano para que la estudien y presenten las medidas y alegaciones que crean convenientes en un plazo de diez día antes de elevarla al pleno municipal". La comisión permanente del Consejo Municipal de Comercio tendrá que reunirse de nuevo para resolver las alegaciones que se presenten. 

Los agentes implicados en el acuerdo señalaron que se trata de una proposición "moderada, consensuada y participativa" que ha tratado de aunar todas las voluntades, "de ahí que se haya limitado la libertad de horario comercial a todo el casco histórico y a los meses de Navidad y primavera". Gregorio Serrano añadió que la medida será buena para la ciudad: "Pretendemos dinamizar el sector comercial y activar el casco histórico para hacerlo más abierto. Esperamos un incremento de la afluencia turística a del empleo gracias a esta dinamización del comercio en el centro". 

Los comerciantes, representados por Alcentro, celebraron el acuerdo alcanzado. Su presidente, Enrique Arias, explicó que en el seno de los comerciantes hay diferentes posturas, aunque la medida trata de contentar a todos: "Hay quienes quieren más libertad y quienes no quieren este tema bajo ningún concepto. Nadie está obligado a abrir más días si no quiere. Cada comercio del casco histórico tiene la posibilidad de adaptar sus horarios y días de apertura a las fechas de mayor venta en su sector. El acuerdo cumple las expectativas de todos, satisface a todas las partes, pero a ninguna plenamente". Aprocom, entidad en la que se integra Alcentro, votó afirmativamente por "respeto" a los comerciantes del centro, aunque "no comparte" la libertad comercial. 

Otro colectivo que ha aplaudido la decisión es el de autónomos. El secretario general de la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA-A), Isidoro Romero de la Osa, incide en la falta de crédito como el mayor problema del sector, y agradece la libertad horaria para revitalizar el gremio: "Los festivos, cientos o miles de personas acuden al centro de Sevilla y esta apertura procurará un aumento de las ventas". 

Por su parte, la concejal socialista del Ayuntamiento Susana López dejó patente el rechazo del PSOE: "Se trata de una medida que supone un grave daño al pequeño comercio, que no contribuye ni a fomentar el consumo ni a crear empleo y que ya ha sido rechazada por asociaciones de comerciantes, los sindicatos y las entidades de consumidores en el Consejo Andaluz del Comercio". Los sindicatos también mostraron su descontento por que no se ha tenido en cuenta su opinión ni la de los consumidores. 

Este acuerdo responde al Real Decreto Ley de medidas urgentes de liberalización en materia de horarios comerciales, que incrementa de 72 a 90 las horas semanales de apertura y de ocho a diez el mínimo de festivos autorizados, estableciendo para 14 ciudades, entre las que figura Sevilla, la delimitación de un área con libertad de apertura comercial, incluyendo domingos y festivos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios