La demanda de plaza se mantiene igual en los colegios de un único sexo

  • Los padres confían en que la Justicia resuelva contra la Junta y mantenga los conciertos.

Comentarios 2

La demanda en la escolarización no ha cambiado en los colegios de educación diferenciada de la provincia de Sevilla a los que la Junta les ha retirado el concierto educativo en base a las últimas sentencias del Tribunal Supremo. Ni el Altair ni los centros de las Hermanas de la Cruz -Ángela Guerrero en la ciudad hispalense y Nuestra Señora de Lourdes en Carmona- se han visto afectados en cuanto a número de solicitudes pese a que la Consejería de Educación dejará de sufragarlos con fondos públicos salvo que los tribunales resuelvan en contra.

Precisamente, la esperanza en que la Justicia dictamine contra la decisión de la Administración educativa es la que ha llevado a los padres a solicitar una vacante en dichos centros, pese al riesgo de que finalmente se queden sin concierto. Así lo explicaba este martes a este periódico el gerente del Altair, Esteban Guerrero, quien añadía que en este centro la demanda "se ha mantenido igual que años anteriores". En concreto, se han recibido 150 peticiones para 50 plazas de primero de Infantil (3 años) a las que el modelo de enseñanza establecido por el colegio -vinculado a la labor educativa del Opus Dei- sólo deja acceder a varones.

"Las familias confían en que los tribunales nos den la razón, de ahí que hayan solicitado plaza, aunque la Junta nos haya quitado el concierto", apostilla Guerrero. Este colegio ya avisó de que durante el plazo de escolarización ofrecerían a los padres impresos de solicitud condicionados a la resolución judicial.

En el caso de los colegios pertenecientes a las Hermanas de la Cruz la demanda se mantiene igual que la de otros años. Esta compañía tomó la decisión de que, en caso de que finalmente se les retire la subvención, pagar el gasto de las plazas con fondos propios de la orden, al ser muchos solicitantes familias con recursos económicos limitados.

La Junta también retiró el concierto, aunque "por motivos demográficos", al colegio Los Escolapios, en Montequinto, y a los Salesianos de Morón de la Frontera. Este periódico se puso en contacto con dichos centros ayer sin que pudiera obtener datos de la escolarización, en los que también se han ofertado plazas públicas pese a esta modificación.

En otros centros no afectados por la supresión del concierto, como los Padres Blancos, en Los Remedios, la demanda ha vuelto a superar la oferta, con 142 solicitudes para 100 plazas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios