La dificultad de cuadrar las cuentas de este año

  • El Ayuntamiento debe ingresar 197 millones antes de fin de año para cumplir con las previsiones

Todo indica que las cuentas de 2011 también pecarán al final de sobrepresupuestación. El Ayuntamiento confirmó hace menos de un mes que debía ingresar de aquí a fin de año 197.305.397 euros para cumplir con la previsión de ingresos de 2011 reflejada en las últimas cuentas elaboradas por el equipo de Monteseirín, según refleja el estado de ejecución a fecha de noviembre de 2011. Tan alta cantidad de dinero que aún no ha sido recibida en las arcas municipales se corresponde parte con impuestos impagados, razón por la que la Hacienda local dirigida desde julio por Asunción Fley (PP) ha puesto en marcha medidas para facilitar el pago, garantizar una recaudación más eficaz y lograr una rebaja de los índices de morosidad. El mismo documento oficial de la Hacienda local revela que las cantidades más elevadas que aún no han sido ingresadas se corresponden con las tasas, precios públicos y otros ingresos (35,5 millones); transferencias corrientes (35,9 milones) y activos financieros (95,5 millones).

Si se consulta el informe del estado de ejecución del presupuesto a fecha de agosto, se obtienen los resultados de la gestión realizada por el gobierno de PSOE e IU a lo largo del primer semestre del año. Llama especialmente la atención que el gobierno de Monteseirín hubiera ejecutado en tan sólo seis meses el 83% del gasto corriente previsto para todo 2011 y el 86% de las inversiones reales, cuando los gobiernos de PSOE e IU se han caracterizado en los años previos por la lentitud en la ejecución de las inversiones presupuestadas. El gobierno de Zoido ya denunció en sus primeros meses el estado lamentable de las cuentas (la deuda con los bancos es de casi 700 millones) y cómo el ejecutivo de Monteseirín aceleró muchísimos gastos en los meses previos a las elecciones.

La sobrepresupuestación que ha caracterizado las cuentas de los gobiernos de PSOE e IU tiene otro botón de muestra reciente, pues las cuentas municipales de 2010 se cerraron el pasado mayo con un remanente negativo en tesorería de 50 millones de euros que condicionará con fuerza la elaboración de los presupuestos de 2012, los primeros de Zoido como alcalde.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios