Una reyerta en la discoteca Antique acaba con la detención de un fugitivo reclamado por dos juzgados

Una reyerta ocurrida en la discoteca Antique la madrugada del domingo derivó en una detención de una persona sobre la que pesaban dos órdenes de búsqueda y captura emitidas por un juzgado de Sevilla y otro de Sanlúcar de Barrameda. Los hechos ocurrieron sobre las seis de la mañana del domingo en esta conocida discoteca de la Cartuja. A esa hora la Policía Nacional recibió una llamada que avisaba de una pelea entre varias personas en las puertas del local.

Cuando llegaron, los agentes se encontraron a un hombre semiinconsciente, con varios hematomas en la cara. Según las primeras investigaciones, el hombre había comenzado a molestar a varias personas en el interior del local y el equipo de seguridad del mismo le había invitado a que se marchara, a lo que habría accedido de manera voluntaria. Una vez en el exterior, el joven se habría visto envuelto en otra pelea con un grupo de cuatro o cinco personas que se encontraban en la calle, que le habrían propinado varios golpes e incluso algunas patadas en la cabeza. Los agresores se habían marchado del lugar antes de que llegara la Policía, mientras que el agredido se encontraba siendo atendido de sus heridas en una ambulancia.

Los policías identificaron al joven y descubrieron que sobre él pesaban dos órdenes de búsqueda, detención y personación. La primera de ellas fue emitida el pasado 3 de marzo por el juzgado de lo Penal número 8 de Sevilla, mientras que la segunda procedía del juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Sanlúcar de Barrameda, y tenía fecha del 9 de marzo de 2017. El joven, por tanto, quedó detenido y en las próximas horas será puesto a disposición de estos juzgados. Se trata de un hombre de 26 años, cuya identidad responde a las iniciales J. M. V.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios