Las empresas turísticas lamentan la parálisis de la oficina de congresos

  • La asociación ha pedido información al Ayuntamiento sobre sus planes para privatizarla en mayo

La asociación de Empresas Turísticas de Sevilla (Aset), que agrupa sobre todo a agencias de viaje y operadores de congresos, envió este jueves al Ayuntamiento una carta en la que expone su preocupación por la parálisis que sufre desde hace meses la oficina de captación de congresos de Sevilla (Sevilla Congress Convention Bureau-SCCB) y por la falta de información sobre los cambios previstos. La inactividad de la oficina se viene produciendo desde principios de 2013, tras la decisión del Consistorio de privatizarla para convertirla en una asociación profesional sin fines de lucro.

En el escrito, enviado por el presidente Antonio Távora al concejal Gregorio Serrano (PP), se reclama información al Consistorio sobre los planes que tiene para esta oficina, hasta ahora pública. "Hemos pedido que nos aclaren la situación de la oficina. Es una pena que esté parada con la que está cayendo. Tiene que haber una oficina que funcione y tenga directivos eficaces. Queremos una reunión donde nos informen porque nos están llegando rumores y comentarios", explicaba ayer Távora a preguntas de este periódico. El concejal aún no ha respondido ni devuelto la llamada telefónica prometida.

Távora recalca que las agencias de viajes y operadores de congresos son los profesionales que más información deberían tener sobre lo que va a pasar con esta oficina, por ser "los que más eventos traemos a Sevilla". "Dependemos del mercado de congresos y necesitamos saber qué se va a hacer con esta oficina para poder opinar", afirmó. La situación de indefinición les inquieta porque no dejan de tener reuniones para traer más eventos a Sevilla. Ayer por la tarde, por ejemplo, tuvieron una.

La asociación de empresas turísticas recalca que los hoteles alojan a los congresistas que vienen y los establecimientos de hostelería les dan de comer, pero no son ellos los que buscan congresos como lo hace la asociación. Tampoco lo hace el representante de turismo de la Confederación de Empresarios de Sevilla, aclara.

El proceso de privatización de la oficina de congresos se está llevando con el máximo sigilo y sin información clara a los afectados. Inicialmente, el cambio estaba previsto para el pasado marzo, pero se ha retrasado a mayo porque no daba tiempo a culminarlo. El Consorcio de Turismo de Sevilla aprobó recientemente este retraso sin hacerlo oficial tampoco. La privatización generó a finales de febrero una división en el gremio turístico de la que Távora asegura no saber nada. Ocho empresas de hoteles, eventos y transportes pidieron al Ayuntamiento que paralizara la disolución de la oficina.

Desde el PSOE municipal, el portavoz adjunto, Antonio Muñoz, pidió ayer al Ayuntamiento "la máxima celeridad" para resolver este instrumento vital para la economía de Sevila: la atracción de congresos. "Ya que el Ayuntamiento hace poco o nada por la creación de empleo, que no obstaculice uno de los pocos sectores (turístico) que se están manteniendo en la economía de la ciudad", dijo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios