el crimen de Los Pajaritos

La juez encarcela al 'Boludo' por el asesinato de la mujer en Los Pajaritos

  • Las huellas halladas en el lugar del asesinato y la autopsia incriminan al sospechoso, que ha reconocido que mantuvo un forcejeo con la víctima.

Las imágenes del crimen en Los Pajaritos Las imágenes del crimen en Los Pajaritos

Las imágenes del crimen en Los Pajaritos / Antonio Pizarro

La titular del juzgado de Instrucción número 3 de Sevilla, Patricia Fernández Franco, ha acordado este viernes el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza del Boludo, el argentino de 36 años que fue detenido el pasado miércoles por la muerte de una mujer el pasado lunes en el barrio de Los Pajaritos, al existir numerosos indicios de que pueda ser el autor del crimen.

El detenido, Diego Alejandro ha declarado este viernes ante la instructora, y tras la reconstrucción de los hechos realizada en el lugar del suceso, la juez decidió su encarcelamiento al existir pruebas suficientes que le pueden señalan como autor del crimen, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

Así, la magistrada ha valorado tanto las huellas encontradas y los primeros resultados de la autopsia –que confirman que la mujer tenía diez heridas de arma blanca-, como los testimonios de diversas personas que presenciaron los hechos y que también han declarado ante la juez.

En su declaración judicial, el detenido ha admitido que estuvo en el lugar de los hechos y que mantuvo un forcejeo con la mujer fallecida. La detención de Diego Alejandro se produjo en el barrio de San Jerónimo un día y medio después del crimen, cometido a primera hora del lunes. El caso se enjuiciará ante un tribunal del jurado popular, por lo que nueve ciudadanos tendrán que emitir un veredicto sobre estos hechos y las pruebas recopiladas en contra del sospechoso, una vez finalice la fase de instrucción.

La Policía baraja la hipótesis de que el móvil del crimen responde a un ajuste de cuentas relacionado con el tráfico de drogas. Avalaría esta teoría el hecho de que la víctima ejerciera de intermediaria entre traficantes y drogadictos del barrio.

María Luisa, de 41 años y conocida en los Pajaritos como la Flor, apareció muerta en el segundo derecha del número 25 de la calle Perdiz a primera hora de la mañana del lunes. Pasadas las nueve y media, un vecino llamó al servicio de emergencias sanitarias del 061 alertando del suceso, pero no pudo hacerse nada por salvarle la vida, dado que la mujer estaba muerta cuando llegaron a la vivienda los servicios sanitarios.

La mujer presentaba diez heridas de arma blanca, efectuadas con un cuchillo de cocina, si bien varias de estas lesiones eran defensivas, cortes en las manos y los brazos. Las heridas más graves las tenía en el cuello y en el tórax.

En el barrio de San Jerónimo apuntan otro motivo que podría explicar el suceso. Cuentan que el argentino tenía un piso en Los Pajaritos, del que se marchó para irse a vivir con la familia de su mujer a San Jerónimo. Un día regresó a su casa y se encontró que había sido ocupada. El piso en el que apareció muerta la víctima de este homicidio era, según algunas fuentes, un fumadero, si bien otros vecinos apuntaron que la mujer asesinada vivía en él. Una amiga de la víctima, que estuvo la noche antes con ella, dijo que el piso era de otra persona y que la fallecida residía cerca del Parque Amate.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios