El paro 'gana' a la inseguridad como principal problema de la ciudad

  • Los sevillanos empiezan a percibir la desaceleración económica y consideran el desempleo la preocupación más grave que existe en Sevilla · Las obras, en cambio, pierden peso en el ranking

La cada vez más difícil coyuntura económica española empieza a ser percibida por los sevillanos, que consideran que el paro es el principal problema que existe actualmente en la ciudad. En segundo y tercer lugar quedan, por tanto, la inseguridad ciudadana y el tráfico, cuestiones que centraban hasta ahora la preocupación de los ciudadanos.

Así se desprende del Barómetro Socioeconómico de la Fundación Antares, presentado ayer, realizado a partir del resultado de 440 encuestas efectuadas entre el 11 y el 20 del pasado mes de diciembre -sólo a ciudadanos que viven y trabajan en la capital-. Según este análisis, el paro es el problema más importante de la ciudad para un 21,1 por ciento de los sevillanos, cuando un año antes sólo el 9,9 por ciento de los encuestados señalaron el desempleo como principal preocupación. La inseguridad ciudadana, que lideró el ranking en oleadas anteriores, desciende a la segunda posición al ser apuntada por el 15,3 por ciento de los sevillanos; y el tráfico pasa a un tercer puesto, al ser señalado por el 12 por ciento de los encuestados. Un dato a destacar es que las obras también pierden peso como preocupación ciudadana, ya que sólo el 5 por ciento de los sevillanos creen que sigue siendo el problema más grave de la ciudad (un 16,6 por ciento el año pasado).

Si bien el paro es apuntado como el principal problema de la ciudad, lo cierto es que los sevillanos no creen aún que sea el que más les afecte personalmente. Prueba de ello es que, ante tal pregunta, la mayoría de los encuestados -el 17,3 por ciento- apuntaron que no existe ningún problema en la ciudad que tenga especial incidencia en su vida diaria. Tal vez, como apuntó Antonio Pascual -director del Centro Andaluz de Prospectiva- porque las encuestas se realizaron días antes del inicio de las fiestas de Navidad, por lo que los sevillanos se mostraron bastante optimistas. El 13,2 por ciento de los sevillanos destacó el tráfico, quedando el paro en una tercera posición (al ser señalado sólo por el 11,8 por ciento). La inseguridad ciudadana aparece en este caso en el cuarto puesto -con el 10,7 por ciento-, seguida por la economía -el 7,7 por ciento- y el transporte público -el 6 por ciento-.

Del barómetro se extraen otros datos que revelan que los sevillanos son conscientes de la desaceleración del crecimiento económico. Uno de ellos es que, si bien siguen dando un aprobado a la situación económica de España, Andalucía, Sevilla y la de su propio hogar, lo cierto es que dicha valoración ha descendido en todos los niveles respecto a la del año anterior. Por edades, los jóvenes de 18 a 24 años son los que mejor percepción tienen de la situación económica española y la de su casa, "tal vez porque aún no se han independizado", detalló Antonio Pascual. Ello también explica que sea este colectivo el que más ahorre -un 43,7 por ciento de los encuestados de dicho tramo de edad aseguran hacerlo-, cuando más de la mitad del conjunto de los sevillanos -el 53 por ciento del total- afirman que llegan justos a fin de mes.

Además, a un 91,3 por ciento de los encuestados le preocupa mucho o bastante la subida de los precios de la cesta de la compra y sólo un 18,5 por ciento de los sevillanos confía en que los precios de la vivienda bajarán a corto plazo. Y un dato más: se reduce el gasto destinado al ocio. Destaca el negocio de la proyección cinematográfica: del 62,2 por ciento de los sevillanos que afirmaron ir al cine el año pasado se ha bajado al 50,2 por ciento.

Pese a todo, y nuevamente tal vez por la cercanía de las fiestas, lo cierto es que los sevillanos seguían mostrándose, cuando se realizaron las encuestas, bastante positivos en lo que respecta a la ciudad. Según el barómetro, un 40,5 por ciento consideraba que Sevilla ha mejorado en el último año, cifra que sube al 62,5 por ciento en el distrito Macarena. Los más críticos fueron los vecinos de Los Remedios y Triana, ya que apuntaron que la situación ha empeorado en un 52,5 y un 37,5 por ciento, respectivamente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios