Cuatro heridos, uno de gravedad, en un incendio registrado en Persán

  • Dos afectados siguen ingresados. Las llamas se originaron en una torre de secado.

Cuatro personas resultaron ayer heridas, una de ellas de gravedad, en el incendio registrado en las instalaciones de Persán ubicadas en la Avenida de Andalucía. Las llamas se iniciaron a la una y media de la tarde por causas que aún se investigan afectando a cuatro empleados de la fábrica. Según explican fuentes de la empresa, los afectados que sufren heridas de mayor importancia son el ingeniero jefe de mantenimiento de fabricación y el jefe ingeniero de procesos.

El primero de ellos sufrió quemaduras de segundo grado y, ante su gravedad, fue trasladado al Hospital Virgen del Rocío, aunque actualmente se encuentra fuera de peligro. El segundo herido de mayor gravedad tiene quemaduras de menor importancia, según precisó Persán, pero permanecerá hospitalizado varios días en Observación. Los otros dos empleados afectados también requirieron asistencia sanitaria y ayer recibieron el alta.

Las llamas se registraron en una de las dos torres de secado del detergente en polvo de la fábrica. La hipótesis inicial atribuye la causa del incendio a un sobrecalentamiento que causó una autoingnición en una parte de las instalaciones.

Tras la primera inspección realizada en la zona afectada, fuentes de Persán explicaron que no se han detectado daños de importancia en las instalaciones ni en la estructura del edificio, gracias a los revestimientos ignífugos y medidas de protección pasiva, de modo que únicamente se han visto dañadas instalaciones de carácter auxiliar.

Hasta el lugar del incendio se dirigieron ayer efectivos de Bomberos, Policía Nacional y Policía Local. Aunque el incendio no fue aparatoso, para los Bomberos fue muy laborioso extinguir las llamas.

Hasta siete vehículos de Bomberos y 20 efectivos acudieron a sofocar las llamas. Según ha podido saber este periódico, el fuego afectó concretamente a una tolva de grandes dimensiones de unos 20 metros de altura.

La normativa de seguridad y extinción de incendios establece un periodo de 24 horas antes de poder acceder a la zona afectada para realizar un diagnóstico detallado del alcance de los daños. Persán espera que esta incidencia quede solventada en un plazo de uno a cuatro días. Hoy jueves el 90% de las dotaciones e instalaciones de fabricación y envasado de Persán continuarán con su actividad habitual.

La fábrica de esta empresa sevillana sufrió otro incendio en el año 2000, que aún recuerdan vecinos de Torreblanca y Sevilla Este. Hace trece años las llamas provocaron cuantiosos daños a esta compañía de detergentes, en pleno proceso de expansión internacional. El intenso fuego en 2000 se registró entonces de madrugada y provocó detonaciones. Los efectivos que intervinieron entonces necesitaron más de ocho horas para extinguir las llamas. En el momento en que se produjo este suceso sólo se encontraban en Persán dos vigilantes jurados, pues la dirección de la empresa decidió paralizar la actividad de las instalaciones, como acostumbra, para realizar los trabajos de mantenimiento de la maquinaria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios