Sanidad

Los médicos de Urgencias alertan de los riesgos por la huelga de los MIR

  • Facultativos del Virgen del Rocío remiten un escrito a la Fiscalía y al gerente del complejo hospitalario donde advierten de la sobrecarga a la que están sometidos desde que comenzó el paro de los residentes.

Comentarios 10

Los médicos de las Urgencias en el Hospital General Virgen del Rocío han remitido un escrito a la Fiscalía y al gerente del complejo sanitario, Francisco Torrubia, para denunciar los riesgos de cometer errores generados por el exceso de horas al que están sometidos desde que comenzó la huelga de los residentes. Los MIR son responsables de gran parte de las guardias y de la asistencia en Urgencias, de modo que la ausencia de estos médicos ha llevado al SAS a alargar las jornadas y las guardias tanto al personal con plaza en propiedad como a los eventuales.

Los médicos más veteranos tienen que asumir el trabajo que han dejado de hacer los más jóvenes: se están encargando de parte del trabajo de los eventuales tras el recorte de la jornada a este personal un 25%; y, desde hace 16 días, también asumen el trabajo de los residentes. "Esta sobrecarga, que habitualmente es muy alta, actualmente supera lo razonablemente lógico para asegurar una atención básica indispensable", denuncian en el mencionado escrito. "En nuestra opinión, esta actitud es negligente y temeraria pudiendo traer consecuencias irreversibles para la salud de algunas personas", añaden. Ante la sobrecarga asistencial, los facultativos de Urgencias declinan ante la gerencia del Virgen del Rocío de "cualquier responsabilidad en relación a la demora en la asistencia de los usuarios en las diferentes unidades". Las esperas que tienen que soportar los pacientes para ser atendidos de manera urgente se han triplicado en las últimas dos semanas.

En las Urgencias del Hospital General suelen trabajar 12 MIR cada día (siete médicos en la puerta de Urgencias; dos en la sala de sillones y otros tres, en Observación). Desde que comenzó el paro de los residentes, los profesionales más veteranos tiene que hacer, además de su trabajo ordinario, las tareas encomendadas a los 12 residentes; así como el 25% del trabajo que han dejado de hacer los eventuales, profesionales que representan al 50% de esta plantilla. "La sobrecarga es inhumana, estamos agotados", expresan varios galenos afectados. El deterioro de la asistencia que recibe el enfermo crece mientras el conflicto de los residentes persiste ante la negativa del SAS a negociar con este colectivo la importante merma salarial y formativa que sufren.

El Hospital de Valme cuenta con 170 MIR en los distintos servicios y la mayoría de estos médicos siguen de huelga. Urgencias y Cuidados Intensivos cuentan con 34 MIR; Medicina Interna, con 9; Traumatología, con 13, según datos de CCOO. "Los médicos que están cubriendo estas ausencias están al límite, tanto física como psíquicamente", denuncia la portavoz de CCOO en este hospital. Áreas como la sala de Despertar, donde son atendidos los pacientes tras una intervención quirúrgica hasta que superan la anestesia, se desbordó la pasada semana por la falta de personal. Lo habitual es que el paciente intervenido esté en Despertar unas horas hasta que se recupera; pero durante la semana pasada llegaron a permanecer hasta dos días por falta de personal.

En el área de Anestesia del Valme trabajan nueve residentes junto a un especialista adjunto, de modo que la falta de estos profesionales rompe la cadena asistencial, ya que los quirófanos requieren de anestesistas para cada operación; y el área de Rayos de radiólogos en cada máquina para realizar TAC o resonancias. Son seis los MIR de Radiología en el Valme. La consecuencia de esta falta de personal: la anulación de intervenciones quirúrgicas y de pruebas diagnósticas; así como el continuo aumento de las demoras.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios