Sevilla ayer y hoy

Un modelo social obrero ejemplar

  • PRÓXIMA ENTREGA Miércoles, 16 de JulioEl Retiro Obrero (1927-1935), construido en una parcela de 38.000 metros cuadrados, dio viviendas sociales a 300 familias obreras sevillanas, en cuatro grupos de casas de pisos y el resto unifamiliares

EL objetivo de la Caja de Seguro Sociales y de Ahorro al construir la barriada del Retiro Obrero fue dar cumplimiento a los postulados de la Ley del Retiro Obrero de 1921, que desarrollaba y mejoraba los primitivos objetivos de la Ley de 1913 creadora del Instituto de Reformas Sociales, promotor de las Casas Baratas de los Reales Patronatos. No se trataba sólo de construir viviendas sociales en una ciudad que sufría un déficit de viviendas galopante por causas de la ruina de los corrales de vecinos y el aluvión de inmigrantes provocado por las obras de la corta de Tablada (1906-1926) y de la Exposición Iberoamericana (1909-1929), sino de dotar a la masa obrera de los servicios básicos de que carecían en sus residencias habituales. En efecto, los corrales no contaban con cuartos de baños ni agua corriente en las habitaciones, ni alumbrado, y el hábitat obrero era infrahumano. En los suburbios la situación era aún peor. Y en todos los casos, las prestaciones sociales de sanidad, higiene y enseñanza eran nulas. De manera que la barriada del Retiro Obrero supuso un avance excepcional, pues no solo facilitó hogares espaciosos y sanos, sino que aportó todos los elementos básicos sociales más ansiados por la clase obrera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios