Más de 10.000 parejas sevillanas se han roto desde el 'divorcio exprés'

  • Desde que entró en vigor la ley que simplifica los trámites legales se han duplicado las disoluciones · Las estadísticas reflejan que el mayor número de separaciones se produce después de Navidad

Comentarios 8

Más de 10.000 parejas sevillanas han roto su vínculo matrimonial en los últimos dos años, coincidiendo con la reforma legal que posibilitó el denominado divorcio exprés. Las últimas estadísticas judiciales publicadas sobre el número de divorcios y separaciones sitúan a Sevilla como la provincia andaluza que figura a la cabeza en las rupturas conyugales, como viene siendo habitual.

Los datos disponibles, que incluyen las demandas planteadas entre enero y septiembre de 2007, reflejan que hasta esa fecha se han registrado en Sevilla 4.015 divorcios y 363 separaciones, además de la declaraciones de ocho nulidades matrimoniales. De los 4.015 matrimonios disueltos, algo más de la mitad, 2.125 parejas (el 52,9 por ciento del total), fueron divorcios consensuados, mientras que en el resto (1.890) no hubo acuerdo y requirieron un pronunciamiento de los tribunales de Justicia. En cuanto a las separaciones, en 229 casos la pareja llegó a un acuerdo y 134 fueron contenciosas.

La estadística judicial refleja que el mayor número de divorcios se produce en el primer trimestre del año, después de las fiestas de Navidad, y va descendiendo en los trimestres siguientes. Así, entre enero y marzo del pasado año se contabilizaron 1.551 divorcios y 143 separaciones. Durante el segundo trimestre, las rupturas cayeron levemente hasta los 1.414 divorcios y 117 separaciones, y la tendencia sigue a la baja entre los meses de junio, julio y agosto, cuando se tramitaron 1.050 divorcios y 103 separaciones matrimoniales. Si continúa la misma línea, las previsiones para el cierre de 2007 apuntan a que el numero de divorcios en Sevilla puede superar las 5.300 parejas, mientras que las separaciones pueden rondar las 500.

La aprobación del divorcio exprés, en julio de 2005, simplificó los trámites legales de la ruptura, al determinar que no era necesario pasar por la separación para lograr el divorcio. La ley sólo exige para tramitar el proceso que lo solicite uno de los cónyuges, sin que el otro pueda oponerse ni el juez rechazar su petición.

Desde que entró en vigor esta reforma, las demandas de divorcio en Sevilla se han disparado hasta duplicar la cifra en un periodo de sólo dos años, una tendencia que coincide con la que se registra a nivel nacional. En Sevilla se ha pasado de un total de 1.999 divorcios en 2004 a los 4.015 que se han contabilizado en 2007, lo que supone un aumento superior al cien por cien. Esta tasa, aunque importante, será aún mayor cuando se cierren las estadísticas del ejercicio, dado que faltan por incluir los datos correspondientes al cuarto trimestre del año.

De esta forma, la media diario de divorcios en Sevilla es de 14 parejas, una estadística que se encuentra a una gran distancia de las que se obtuvieron tan sólo hace tres años, en 2004, cuando el nivel de divorcios entre los matrimonios sevillanos era de sólo cinco rupturas de media diaria. El salto se produjo el año de la reforma, cuando se alcanzó una media de diez divorcios cada día.

El incremento espectacular de los divorcios explica a su vez el descenso, en niveles similares, del número de separaciones. Si el año 2004 se cerró con 3.533 procedimientos, durante los nueve primeros meses de 2007 sólo se tramitaron 363 separaciones.

Las nulidades matrimoniales continúan siendo una figura residual en lo que se refiere a la forma de poner fin a la relación conyugal. Desde el año 2004, se han declarado sólo 26 nulidades en Sevilla. El año récord fue el 2005, cuando se registraron diez nulidades, frente a las dos únicas que hubo durante todo el 2004.

El volumen de nulidades matrimoniales acordadas resulta prácticamente irrelevante si se compara con el total de parejas que cada año deciden continuar sus vidas por separado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios