El personal del Virgen del Rocío y el de Valme apoyan a los médicos del caso Puerta

  • Dos galenos pueden ser retirados de Urgencias durante dos años por las polémica grabación oculta sobre el jugador

Comentarios 21

Los representantes de los trabajadores (juntas de personal) en los hospitales Virgen del Rocío -la plantilla es de 8.146 personas- y del Valme -2.515 empleados- han suscrito un escrito de apoyo a los cuatro médicos expedientados por las polémicas afirmaciones emitidas en el programa La Noria sobre la atención urgente que recibió el futbolista Antonio Puerta en el campo de juego. Los sindicatos sanitarios en los dos hospitales (CCOO, Satse, Sindicato Médico, CGT, CSIF y Usae) unen sus fuerzas para rechazar las propuestas de sanción a los galenos, que pueden perder durante dos años sus puestos.

Tras la emisión del programa La Noria (Telecinco, 29 de septiembre) que ofreció grabaciones captadas con cámara oculta, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) abrió expediente disciplinario a los cuatro médicos por falta muy grave. Dos expedientes han culminado con propuestas de sanción de dos años sin empleo ni sueldo, que serán recurridas por los médicos. El portavoz del Sindicato Médico en el Valme explicó ayer "que los profesionales apoyan a los expedientados porque consideran que esta sanción es injusta y desproporcionada".

Los abogados de J.G.C., uno de los médicos que afronta la posible sanción de dos años sin empleo, insisten en que las afirmaciones sobre la atención urgente en el estadio de fútbol se grabaron "sin su consentimiento". En las alegaciones que presentarán al SAS explican además que las opiniones vertidas por La Noria "nos son políticamente correctas porque ponen de manifiesto carencias del sistema". En su defensa, J.G.C. añade que la "alarma social la creó el programa" que lo grabó "fraudulentamente". Una vez que termine el periodo de instrucción, el SAS decidirá el futuro de J.G.C. en un plazo de 20 días.

Mientras tanto, tras la reunión que ayer mantuvieron representantes de los médicos de Sevilla, los galenos acordaron continuar con las protestas contra las propuestas de sanción y contra la situación que se vive en las Urgencias. Reclaman más plantilla, la independencia de la UCI y la especialización en este servicio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios