Diálogos sobre Sevilla

Asenjo: "En los Pajaritos o Torreblanca no ha pasado la crisis"

  • El arzobispo, monseñor Asenjo, asegura que hay sufrimiento, penuria y carencias en estos barrios.

  • Anuncia la apertura de la iglesia de Santa Catalina para enero o febrero del próximo año.

Juan Carlos Hernández, director general del CEU; el arzobispo de Sevilla, monseñor Asenjo; y Enrique Belloso, director de Relaciones Institucionales y Comunicación de CEU Andalucía, durante el acto. Juan Carlos Hernández, director general del CEU; el arzobispo de Sevilla, monseñor Asenjo; y Enrique Belloso,  director de Relaciones Institucionales y Comunicación de CEU Andalucía, durante el acto.

Juan Carlos Hernández, director general del CEU; el arzobispo de Sevilla, monseñor Asenjo; y Enrique Belloso, director de Relaciones Institucionales y Comunicación de CEU Andalucía, durante el acto. / Víctor Rodríguez (Sevilla)

Comentarios 2

La salida de la crisis, la situación del patrimonio en Sevilla, su llegada a la sede hispalense, la situación en Cataluña, la disolución de ETA, la Ley de Género, la Eutanasia, el Rocío, la desmesura de la procesión del Corpus... el arzobispo de Sevilla, monseñor Asenjo ha despachado hoy sobre distintos asuntos de actualidad en los Diálogos sobre Sevilla organizado por la Fundación San Pablo Andalucía CEU. El prelado hispalense ha asegurado que barrios como Los Pajaritos o Torreblanca siguen sumidos en la pobreza, pese a la anunciada salida de la crisis; y ha avanzado que la iglesia de Santa Catalina se podrá abrir a principios del próximo año.

“Quien diga que hemos salido de la crisis puede que lleve razón si miramos los parámetros de la macroeconomía, pero si visitamos algunos barrios, como Los Pajaritos o Torreblanca, veremos que no han abandonado la pobreza”, ha lamentado el arzobispo, incidiendo en que Sevilla cuenta con tres de los cinco barrios más pobre de España y 7 de los 15 de Europa. “Hay mucho sufrimiento, penurias y carencias”. Asenjo ha defendidoel intenso trabajo que durante los últimos años ha realizado la Iglesia de Sevilla para evitar un problema social grave, con iniciativas como el Centro Diocesano de Empleo que Cáritas abrió en Palmete en 2016.

Un momento del encuentro con el arzobispo. Un momento del encuentro con el arzobispo.

Un momento del encuentro con el arzobispo. / Víctor Rodríguez (Sevilla)

El ingente patrimonio cultural de la Archidiócesis ha centrado buena parte de la intervención del arzobispo. Sobre la restauración de Santa Catalina, Asenjo ha avanzado que podría abrir en enero o febrero de 2019: “El párroco dice que puede estar para su festividad, el 25 de noviembre, yo no soy tan optimista. Yo visité la iglesia la semana pasada y se ha hecho el forjado para que se puedan visitar los restos encontrados. Ya han empezado a descubrirse los retablos. Me he quedado admirado con la capilla sacramental”.

Asenjo ha insistido que, en general, el patrimonio de la archidiócesis está bien conservado. Este año se han invertido seis millones de euros en tareas de conservación. Sobre la situación de los conventos, con algunos en una situación muy mala, el arzobispo ha recordado que no son de su titularidad, pero que está dispuesto a trabajar en su rehabilitación si se implican otras instituciones y administraciones: “En solitario no puedo”.

Tras escribir el año pasado una carta pastoral en la que advertía de la “desmesura” de la procesión del Corpus Christi, Asenjo ha asegurado que respeta las “sanas tradiciones como las he heredado”, pero ha censurado las excesivas representaciones de las hermandades o los pasos con los santos sevillanos: “Me gustaría que el Santísimo ocupe la posición que le corresponde. Los pasos de los santos le restan protagonismo. No voy a pedir, como en Toledo, que todo el recorrido esté sonorizado y todo el público cante lo mismo, pero sí me gustaría una procesión más fervorosa”.

También ha recordado su llegada a Sevilla. “Vine con mucho susto”. Entre sus prioridades entonces estaban el Seminario o el Centro de Estudio Teológicos. “Ahora estoy muy contento con su funcionamiento”. Asenjo se mostró muy orgulloso de la creación de cinco Centros de Orientación Familiar, anunciando que la Hermandad de la Esperanza de Triana acaba de donar 15.000 euros para la fundación que los coordina; y del impulso dado a Cáritas Diocesana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios