Salud

Quirónsalud aplica con éxito una nueva técnica cardiovascular

  • Dos pacientes se recuperan favorablemente tras los implantes de válvula mitral.

El equipo de cirugía cardiovascular de la firma privada Quirónsalud Sagrado Corazón-Neoláser Cardiovascular, liderado por el doctor Miguel Ángel Gómez Vidal, ha aplicado con éxito una técnica  que consiste en reemplazar la válvula mitral a través de un catéter, sin cirugía abierta. Las dos primeras pacientes sometidas a la intervención en las clínicas privadas Quirónsalud Sagrado Corazón y Santa Isabel (Asisa) se recuperan favorablemente. "El proceso está consolidado en la sustitución de la válvula aórtica y se realiza de manera estándar desde hace unos diez años; pero en el caso de la válvula mitral, aún no se ha aplicado, sólo en algunos casos en España, debido a la asimetría de la válvula mitral y a su situación, en el centro del corazón", explica el doctor Gómez Vidal, con 25 años de experiencia.  

Durante la intervención, los especialistas acceden hasta la zona dañada del corazón mediante un catéter que introducen a través del llamado pico del corazón (vía transpical). Con técnicas de imagen (rayos y ecografía), el equipo ubica la nueva válvula, que se superpone sobre la estructura dañada. La primera paciente que se ha beneficiado es una mujer de 76 años que fue intervenida con anterioridad: hace diez años se sometió a un primer implante de válvula mitral y a otra prótesis aórtica biológicas.

Con los los años el primer implante mitral comenzó a fallar y requería su sustitución. Ante la delicada situación (edad avanzada, intervenciones anteriores, etécera) el equipo médico optó por la vía endovascular y descartó la cirugía abierta. "Esta técnica se utiliza en Europa pero en España son pocos los casos", asevera  Gómez Vidal. El clave del éxito, según el veterano cirujano, está en "el equipo técnico y humano, basado en la selección del paciente y la realización del mismo por el llamado heart team, equipo multidisciplinar compuesto por anestesiólogos, intensivistas, enfermeros, perfusionistas, cardiólogos y cirujanos cardiovasculares". Pueden beneficiarse de esta técnica personas mayores, con problemas de salud de base, sometidas a otras intervenciones; en definitiva, casos de alto riesgo ante una cirugía abierta en el corazón.

El equipo de Quirónsalud ha dado los primeros pasos para que esta nueva opción, que solo requiere una incisión de cinco centímetros en el tórax, se convierta en un procedimiento estándar más.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios