Rodajes

De ruta por la Sevilla de La Peste

  • Unas ratas doradas trazan el itinerario de los principales enclaves de la serie

Comentarios 2

Una plaga de ratas ha invadido la ciudad. Se extienden sin control desde el Hospital de las Cinco Llagas a la calle Pureza. De Molviedro a la calle Pajaritos. Delimitando el escenario urbano en el que se desarrolla la trama de la esperada serie estrenada en Movistar+. La ruta dorada de La Peste hará las delicias de los seguidores, que ya son muchos, de la producción creada por Alberto Rodríguez y Rafael Cobos. Las doradas criaturas, que hace más de cuatro siglos propagaron la terrible enfermedad por la todopoderosa Sevilla, vuelven a ser las protagonistas de una ciudad en la que ya han generado todo tipo de comentarios en la redes sociales. Para bien en este caso.

La ruta dorada de 'La Peste' La ruta dorada de 'La Peste'

La ruta dorada de 'La Peste' / Dpto. Infografía

Las ratas de La Peste escalan las modernas farolas de la Alameda de Hércules, se cuelan por los balcones señoriales de la calle Sierpes, se asoman al Castillo de San Jorge, husmean por la Catedral, ven pasar a los vecinos de la Casa de la Moneda... Esta performance callejera forma parte de la gran promoción de la serie, toda una apuesta por la ficción nacional por parte de Telefónica. Los creadores de La Peste tienen entre sus objetivos dar a conocer la ciudad. Sus grandezas y sus miserias. La Sevilla del XVI y lo queda de ella en el siglo XXI. La ficción y la realidad. Por ello, los creativos y documentalistas han ideado este recorrido que cuenta con once puntos de interés. "Esta es una ruta completa por enclaves de enorme importancia histórica, muy curiosos, apenas conocidos por los viajeros y por muchos de los vecinos. Una serie de microintervenciones de arte público con pequeñas esculturas doradas escondidas permiten descubrir estos lugares", se puede leer en el díptico editado sobre la ruta, que cuenta con el apoyo del Ayuntamiento de Sevilla. Los lugares en los que se encuentran estas ratas, que ya son ansiadas por muchos sevillanos, son la Cárcel Real, situada en la calle Sierpes; la trianera calle Pureza, concretamente uno de sus rótulos; la céntrica Plaza de Molviedro; las gradas de la Catedral; la imprenta Cromberger, en la calle Pajaritos; la Casa de la Moneda; la Alameda de Hércules; el Hospital de las Cinco Llagas (desde el Arco de la Macarena); el Castillo de San Jorge (desde el Puente de Triana); la Plaza del Cabildo; y la Casa Monardes, en la calle Sierpes. En todos estos escenarios marcados por las esculturas de los roedores, el curioso encontrará también un código QR que podrá escanear con su teléfono móvil y que le conducirá a una audioguía y una breve explicación sobre el porqué y la historia de cada uno de ellos.

La ruta de la serie de Movistar+ cuenta con once puntos de interés en toda la ciudad

"Son los lugares donde se comerció con esclavos, donde la Iglesia gestionó las mancebías, donde los que no habían nacido nobles lograron hacerse realmente influyentes, donde se imprimieron los libros que llegaron a medio mundo, donde fueron recluidos los que leyeron lo que no debían, los que cuestionaron los dogmas sociales, religiosos, políticos". Se trata de la ruta, como añade la promoción, "de los otros apestados del Siglo de Oro. Aquellos que, por no acomodarse a las convenciones sociales, fueron apartados, silenciados, perseguidos".

Las "inquietantes" ratas doradas son un homenaje a estas personas que, "por buscar la verdad, pensar y vivir fuera de las convenciones", resultaban incómodas, temidas y perseguidas, teniendo que esconderse en los bajos fondos de la ciudad y, aun así, "contagiaron su dorada libertad en la esencia de nuestras calles".

La ruta supondrá una promoción extra a la que ya se logrará con la propia serie, que ha convertido a Sevilla en una gran plató una vez más, como ya ha sucedido antes con producciones tan importantes como la ficción americana Juego de Tronos o películas como Lawrence de Arabia, Noche y día, El Reino de los Cielos, o el segundo episodio de Star Wars.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios