Los testigos desmontan el caso del soborno del bolso de Loewe

  • El empresario Eusebio Gaviño se retracta y corrobora en el juicio la versión del regalo "amoroso" que defiende la ex alcaldesa de Bormujos Ana Hermoso El fiscal y la acusación del PSOE mantienen la petición de un año de cárcel

Un caso que se desinfla nada más arrancar la vista oral, fruto de las declaraciones testificales y de la decisión del TSJA de expulsar del procedimiento la grabación en la que la ex alcaldesa de Bormujos Ana Hermoso (PP) reconocía aparentemente que aceptó un bolso de Loewe a cambio de su voto en una moción de censura. Es lo que tienen los juicios, que muchas veces desvirtúan las supuestas e irrefutables pruebas de cargo obtenidas recopiladas en la fase de instrucción.

A pesar del resultado de la primera sesión del juicio, la Fiscalía y la acusación popular que ejerce el PSOE mantuvieron ayer la petición de condena de un año de prisión para la ex regidora, al considerar que recibió un bolso de Loewe como regalo a cambio de votar a favor de una moción de censura que se celebró en 2005. Tanto el Ministerio Público como la acusación popular elevaron a definitivas sus conclusiones al término de la primera sesión del juicio con jurado que comenzó en la Audiencia de Sevilla, donde la acusada y los testigos reconocieron la relación sentimental que Ana Hermoso tenía con el empresario Jesús Calvo Soria y descartaron que el bolso fuese un "premio" por su apoyo a la moción de censura que devolvió la alcaldía al independiente Baldomero Gaviño.

La causa contra la ex regidora de Bormujos se fue desarmando conforme iban pasando las horas de esta primera sesión del juicio, sobre todo después de que el TSJA expulsara del procedimiento la principal prueba de cargo contra Ana Hermoso -la grabación que realizó el empresario Eusebio Gaviño-, así como por los testimonios que rindieron la propia acusada y los testigos.

Especialmente llamativa fue la declaración del empresario Eusebio Gaviño, artífice de esa polémica grabación que sobrevoló todo el debate jurídico de este juicio y que en su declaración se retractó del testimonio incriminatorio que realizó cuando prestó declaración en la fase de instrucción y contribuyó de forma decisiva a sentar en el banquillo a la ex regidora.

Eusebio Gaviño pasó de asegurar que el bolso fue un "premio" por su apoyo a dicha moción de censura a manifestar ahora que fue un "regalo amoroso", coincidiendo con la versión que desde el principio sostuvo la ex alcaldesa. Este empresario, que fue condenado por cohecho en el denominado caso Camas, planteó al inicio de su declaración que está en tratamiento psicológico e intentó achacar a la medicación las lagunas mentales que padecía con respecto a los hechos, de los que llegó a asegurar que ni siquiera conoce cómo se gestionó la moción de censura ni quién participó en ella.

Después de muchas preguntas y repreguntas, previa advertencia de la juez Mercedes Alaya de que se hallaba bajo juramento, Eusebio Gaviño rechazó su declaración inicial y exculpó a la acusada. "A mí me dijo [Ana Hermoso] que le habían regalado el bolso por el tema amoroso, no por la moción de censura. A mí no me lo ha reconocido", añadió en alusión a que la ex alcaldesa le confesara en dicha conversación grabada que recibió supuestamente el regalo por la cuestión política.

La esposa de Eusebio Gaviño, María José Alcantarilla, que también presenció la escena de la entrega del bolso en una cena en Madrid el 3 de enero de 2004, dijo ante el jurado popular que sabía que su entonces amiga Ana Hermoso y Jesús Calvo mantenían una relación sentimental, afirmando que coincidieron en varias reuniones más, con posterioridad a la escena del bolso, en las que vio como la pareja se besaba y daba abrazos.

Por su parte, el empresario Jesús Calvo Soria confirmó todos y cada uno de los extremos de la versión de la acusada, a la que dijo que conoció en 2003 por un trabajo relacionado con las elecciones municipales en Bormujos, y precisó que ese mismo año comenzó la relación. "Era una relación necesariamente discreta, salíamos con más gente y eso era una condición bastante útil", explicó Calvo Soria, que confirmó sin duda alguna que fue un regalo a su pareja. "¿Qué ayuda en la moción de censura, señor mío? Estábamos en Reyes y yo puedo ser muy cutre pero tan rata no. Lo mínimo es hacer un regalo a la persona con la que comparto una relación. Se falla muy poco si se regalan bolsos o carteras", replicó el testigo al fiscal.

El empresario contó igualmente cómo esa misma noche tuvieron que acudir a Comisaría a denunciar el robo del bolso y añadió que aprovecharon el asunto de la moción de censura para verse. "¿No sé si usted ha mantenido relaciones discretas? Si hay una oportunidad para reunirse, se aprovecha", preguntó el testigo al fiscal, lo que provocó las risas entre el público asistente a la sesión y que Alaya le pidiera al testigo que mantuviera "el tono, las formas y la serenidad" en su comparecencia ante el tribunal.

El testigo, que se definió como un "hombre discreto", explicó que cuando declaró por el caso Bormujos muchos años antes no reveló que la relación con Hermoso se inició en 2003, y recordó que se enamoró y le propuso matrimonio a la acusada, pero al final no siguieron adelante porque las relaciones a distancia no funcionan.

Alaya, que durante toda la sesión del juicio se mostró muy incisiva y haciendo preguntas interesantes que podían no haber quedado aclaradas, le planteó lo siguiente: "¿si era tan discreto por qué no le hizo el regalo en privado y no delante de tantas personas?", a lo que el testigo replicó que los comensales de aquella cena estaban al corriente del noviazgo.

En el juicio también declaró Diego Gaviño, un colaborador de Ana Hermoso en el Ayuntamiento, que aseguró con respecto a la conversación grabada en su casa por Eusebio Gaviño que no conoce el contenido porque él entraba y salía de esta reunión, aunque sí afirmó que la entonces alcaldesa le contó que había "tenido una relación con un señor y no quería que él se enterara". La vista oral continúa este jueves.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios