Un asunto de violencia doméstica deriva en un incidente entre policías

  • Los agentes locales intervinieron porque todos los patrulleros nacionales estaban ocupados

Comentarios 13

Una intervención de la Policía Local en materia de malos tratos derivó hace unas semanas en un conflicto entre agentes de este cuerpo y de la Policía Nacional. Los hechos ocurrieron el domingo 27 de enero, cuando el servicio 112 avisó de que una mujer estaba siendo agredida por su pareja delante de sus hijos.

El protocolo habitual para estos casos es que se encargue de ellos la Policía Nacional, pero en aquel momento todos los patrulleros de este cuerpo estaban ocupados en otros asuntos. Una agente municipal se interesó por el asunto y contactó con la sala de la Policía Nacional, donde le aseguraron que cuando hubiera algún patrullero libre lo enviarían al lugar de los hechos, según relata la propia agente local en un informe sobre el incidente al que ha tenido acceso este periódico.

En ese momento, y ante la gravedad del delito, la Policía Local envió una dotación a la dirección indicada por el 112 para intervenir cuanto antes. Cuando llegaron al piso, la mujer sufría lesiones y la vivienda estaba destrozada por el agresor, que fue detenido poco después ya en la calle. En ese momento llegaron los policías nacionales y se entabló en el lugar de los hechos una discusión sobre a quién correspondía la instrucción del caso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios